Arxiu de la categoria: *DENUNCIAS

MANIFESTACIÓ #23MSTOPVOX UN MÓN CONTRA EL FEIXISME I EL RACISME

Manifestació 23M #StopVox Dissabte, 23 de març de 2019, 17h
Passeig de Gràcia, Barcelona.

Esdeveniment a Facebook · Cartell en PDF · StopVOX_octaveta, DIN A4

L’alarmant pujada del partit d’extrema dreta, VOX, se suma al creixement del feixisme arreu d’Europa i l’auge dels discursos d’odi a escala mundial.

A més, la situació a les fronteres segueix sent de barbàrie: les devolucions en calent a la frontera sud, la vulneració dels drets dels refugiats i les refugiades, les morts a la Mediterrània… i també el racisme que impregna la nostra societat: la islamofòbia als mitjans, les identificacions per perfil ètnic o les persecucions policials…

També s’està vivint un augment del masclisme i de la LGTBIfòbia. Des de les declaracions retrògrades de Trump i Bolsonaro fins als atacs contra els drets i les llibertats de les dones i les persones LGTBI que impulsa VOX (i ara sovint el PP i Cs), ens trobem davant d’un greu intent de tornar a un passat més opressiu.

El nacionalisme ultra i excloent de VOX només planteja el retorn a la “Una, Grande y Libre” del franquisme.

Tot això evidencia el que es venia anunciant feia temps: el creixement de l’extrema dreta i del racisme és una realitat i cal fer-hi front.

Però de res serveix el derrotisme, és hora de demostrar que nosaltres som més.

L’estratègia de silenci i inacció davant les campanyes i violències de l’extrema dreta —per “no donar-los publicitat”— ha fracassat. En canvi, organitzar una resposta unitària des de baix sí que pot aturar-la.

És aquí on rau el sentit de la mobilització del 16-23 de març, una mobilització internacional que denunciï, de forma coordinada i unitària, l’auge del feixisme, les polítiques racistes de barbàrie i els discursos d’odi —islamofòbia, antisemitisme, romafòbia , masclisme, LGTBIfòbia…— que abonen el feixisme i la ultradreta.

Amb l’espai worldagainstracism.org, proposem lluitar de forma conjunta i global contra una extrema dreta que, malgrat tingui una expressió peculiar a cada país o regió, també s’està organitzant internacionalment i comparteix trets comuns.

A Barcelona ens manifestarem el dissabte, 23 de març de 2019, amb una sèrie de demandes urgents:

  • StopVOX! Ni VOX ni qui defensi les mateixes polítiques.
  • No al racisme institucional; drets cívics i drets humans per a tothom.
  • Prou impunitat per al feixisme. Prou criminalització de l’antifeixisme.
  • Cap pas enrere en la igualtat: no al masclisme, no a la LGTBIfòbia.
  • Contra la islamofòbia, l’antisemitisme, la romafòbia i la negrefòbia.
  • Per la convivència en la diversitat
  • Per un món sense racisme.

Nosaltres hi serem. I tu?

Veure:

Què pots/podeu fer?

UNITAT CONTRA EL FEIXISME I EL RACISME

SALUT I BON VIATGE

Share

UBER DEBERÁ PAGAR 20 MILLONES DE DÓLARES POR UNA DEMANDA LABORAL DE CONDUCTORES

Conductores de California y Massachusetts demandaron a la empresa por considerarlos trabajadores independientes y no abonarles un salario mínimo.

Uber acordó pagar 20 millones de dólares para resolver una demanda que acusa a la plataforma de reserva de vehículos de tratar a los conductores como contratistas independientes y así evitar pagarles el salario mínimo y brindarles beneficios.

El acuerdo presentado el lunes por la noche señaló que las partes involucradas en la demanda todavía mantienen una disputa con respecto a si se les debe pagar una cantidad específica de salarios a los conductores.

El acuerdo propuesto requiere la aprobación de un juez federal que preside el caso.

La demanda, presentada en agosto de 2013, cubre a los conductores de Uber en California y Massachusetts que proporcionaron viajes para pasajeros desde ese momento hasta el 28 de febrero de este año y que no estaban sujetos a una cláusula de arbitraje.

Se calcula que 13.600 conductores están afectados. Uber se enfrenta a una gran cantidad de reclamos de arbitraje por parte de conductores que no están representados por la demanda colectiva.

“Uber ha cambiado mucho desde 2013”, dijo la compañía con sede en San Francisco en un comunicado, señalando que ha agregado un programa de recompensas para el conductor, así como una opción para que los pasajeros puedan dar propinas a los conductores.

“Nos complace llegar a un acuerdo sobre este asunto y continuaremos trabajando duro para mejorar la calidad, la seguridad y la dignidad del trabajo independiente”.

El acuerdo también solicitó que Uber realice cambios que no le permitan desactivar las cuentas de los conductores por aceptar pocos viajes y la creación de un proceso de apelación para los conductores desligados del servicio.

El acuerdo no resuelve la gran pregunta de si los conductores de Uber son contratistas independientes o si deben ser considerados por la ley como empleados con derechos relacionados con el pago, las gratificaciones y los beneficios.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

COLECTIVOS DE DISCAPACITADOS RECLAMAN MÁS TAXIS ADAPTADOS

Barcelona, 15 feb – Los colectivos de personas discapacitadas han pedido este viernes que al menos un 5% de licencias de taxi de Barcelona sean para vehículos adaptados en cumplimiento con el Real Decreto 1544.

El Decreto manifiesta que los taxis pedirán voluntariamente que su vehículo sea adaptado, pero que en el caso de no llegar al porcentaje requerido, los ayuntamientos exigirán a las últimas licencias que se concedan que su taxi sea accesible y estos prestarán servicio de “forma prioritaria” a las personas con discapacidad.

Un grupo de personas y entidades del sector de la diversidad funcional han impulsado una denuncia contra el Instituto Metropolitano del Taxi (IMET) y han convocado tres asambleas para “acordar los términos de la denuncia” el 25, 27 y 28 de febrero en diferentes centros cívicos.

La Plataforma de Diversidad Funcional de Barcelona asegura que transcurridos más de 10 años, Barcelona está “muy lejos de disponer de los 525 vehículos que este RD prevé (5 % de 10.500 licencias), tan solo 88 vehículos adaptados prestan servicio en uso preferencial para el colectivo de personas con discapacidad”.

La carencia de vehículos adaptados implica que conseguir un taxi “a determinadas horas sea imposible, no habiendo servicio nocturno y cobrándose una tarifa mínima de 13,95€ de manera ilegal bajo amenaza de no volver a atender a ese pasajero”.

El 25 de febrero se celebrará la primera asamblea a las 17 horas en el Centro Cívico de Sant Martí, seguida de una reunión el día 27 de febrero a las 11 horas en el Centro Cotxeres de Sants y una posterior manifestación en Plaza Espanya y una última congregación el 28 de febrero a las 11 horas en el Centro Cívico Sandaru.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

DESMONTANDO A LAS VTC: SON NEGOCIOS SOBRE RUEDAS, NO ECONOMÍA COLABORATIVA

Tanto la UE como los expertos tienen claro que las plataformas no ofrecen un mero medio de contacto entre usuarios y conductores para compartir coches sino que son negocios autónomos con trabajadores subordinados que le disputan la clientela al taxi.

“Este servicio de intermediación forma parte integrante de un servicio global cuyo elemento principal es un servicio de transporte y, por lo tanto, que no responde a la calificación de ‘servicio de la sociedad de la información”, sentencia, con claridad, el Tribunal de Justicia de la UE (TJUE) sobre los servicios de VTC (alquiler de vehículos con conductor), cuya actividad, que lleva años comiéndole terreno al taxi, ha provocado una conflictiva huelga general en este sector que ha puesto patas arriba la movilidad en Madrid y en Barcelona.

No se trata, pues, de economía colaborativa sino de empresas puras y duras que buscan su rentabilidad en el transporte terrestre de pasajeros, como el taxi, el autobús y el tren, aunque con la particularidad de basar su modelo de negocio en el contacto con el cliente a través de webs y de aplicaciones de telefonía móvil y de establecer unas condiciones homogéneas en la prestación de ese servicio.

Plataformas como Uber y Cabify, entre otras, y las empresas que les proporcionan miles de vehículos y conductores en todo el país, nacieron al socaire de la ambigua y contradictoria normativa europea sobre la llamada economía colaborativa, que obvia entrar en las relaciones mercantiles y laborales que pueden darse en ella pese a recoger que, en el caso del transporte de personas, participan prestadores del servicio (conductores), clientes e intermediarios (plataformas), como ocurrió con la Agenda Europea para la Economía Colaborativa de junio de 2016, y pesar de admitir que, en general, además del modelo de contacto entre consumidores, ya sea con o sin ánimo de lucro, existen los formatos negocio-cliente y empresa-empresa, como indica el dictamen sobre “Consumo colaborativo o participativo: un modelo de sostenibilidad para el siglo XXI” del Comité Económico y Social Europeo.

Desmontando a las VTC Haga clic para Tweet

El TJUE tiene claro que la actividad de ese tipo de plataformas supone “un servicio de intermediación (…) indisociablemente vinculado a un servicio de transporte”, por mucho que, sobre el papel, el núcleo de su negocio tenga “por objeto conectar, mediante una aplicación para teléfonos inteligentes, a cambio de una remuneración, a conductores no profesionales que utilizan su propio vehículo con personas que desean efectuar un desplazamiento urbano”.

Sobre el papel, ya que instituciones como la Inspección de Trabajo catalana sostienen que los chóferes son, en realidad, empleados elegidos tras un proceso de selección para operar en una plataforma en la que la afiliación no es voluntaria. Y las propias VTC amenazaron el lunes en Barcelona con un ERE de un millar de empleos, algo que solo es posible con asalariados. Ni Uber ni Cabify respondieron a las peticiones de este diario para tratar estos extremos.

“Ejerce una influencia decisiva sobre las condiciones”

“A través de las plataformas se está globalizando el comercio con trabajadores precarizados”, explica Alberto Valdez, profesor de Derecho del Trabajo en la Complutense, para quien resulta “evidente que las VTC son empresas y no economía colaborativa. Eso es una falsedad. Quizás en un principio sí se compartía coche, pero de eso hace mucho tiempo ya y pronto se detectó que era una actividad profesional”, por mucho que “Uber y Cabify se presentan como empresas que prestan un servicio diferente al taxi”.

Pero no lo es, y ahí está una de las claves de la movilización de estos días: el taxi y la VTC compiten por un mismo recurso económico, que es el cliente que quiere desplazarse en automóvil, con precios más bajos en el segundo caso. “El taxi tiene trazas de monopolio, con compras y ventas de unas licencias que son limitadas. Y ahora quien ha pagado mucho dinero por uno de esos permisos ve amenazada su inversión”, señala Valdez.

Con todo, la venta de licencias no afecta únicamente al taxi. Estos días se puede optar a un paquete de diez autorizaciones de VTC en Castilla-La Mancha a 12.000 euros la unidad, diez a 37.000 en Madrid, 35 a 19.900 en Málaga o un bloque de 40 en Madrid y Andalucía por 1,75 millones en un conocido portal de anuncios.

Este animado mercado hace difícil determinar en qué manos están las 13.125 licencias vigentes en España, según datos del Ministerio de Fomento, por 65.973 de taxi, en una proporción de uno a cinco. La mitad, 6.559, operan en Madrid, donde la relación es casi de uno a dos con 15.576 taxis.

No obstante, ese mismo registro da pistas sobre la concentración de licencias: dos de las que amenazan con el ERE en Barcelona, Vector Ronda Teleport, vinculada a Cabify y dirigida por Rosauro Varo, hijo de la diputada socialista Juana Amalia Rodríguez, y Forever Tours Dream, acumulan, respectivamente, 250 y 350, el grueso de ellas en la capital catalana. Algunas informaciones periodísticas atribuyen el control de hasta 4.100 a firmas como Moove, asociada al fondo estadounidense King Street y dirigida por Jaime Castellanos, presidente de la Banca Lazard en España y familia de los Botín, y 3.000 a Auro, que trabaja con Cabify.

Las plataformas de VTC también tienen puertas giratorias y han fichado a expolíticos en los últimos meses. Ildefonso Pastor, exsenador del PP, es desde hace dos años y medio responsable de Relaciones Institucionales de Uber España. Isaac Martín Barbero, expresidente de Ineco, una empresa pública de consultoría e ingenieria de transportes de Fomento, ocupa desde octubre el puesto de Chief Cities and Communities Officer en Cabify, donde coordina las áreas de marketing, responsabilidad social y recursos Humanos. Y la consultora Diplolicy, que dirigen los exdiputados de CiU Xavier Cima, esposo de Inés Arrimadas, y Roger Montañola, lleva año y medio trabajando para Uber.

“No se limita a un servicio de intermediación”

La propia sentencia del TJUE que supeditó la actividad de las VTC a la obtención de licencias de la Administración abunda en los rasgos de carácter empresarial de este modelo de transporte de pago.

Así destaca que Uber “crea al mismo tiempo una oferta de servicios de transporte urbano” con un servicio de intermediación que “se basa en la selección de conductores no profesionales que utilizan su propio vehículo, a los que esta sociedad proporciona una aplicación sin la cual, por un lado, estos conductores no estarían en condiciones de prestar servicios de transporte y, por otro, las personas que desean realizar un desplazamiento urbano no podrían recurrir a los servicios de los mencionados conductores”.

Paralelamente, influye de manera clara “sobre las condiciones de las prestaciones efectuadas por estos conductores”, como establecer y cobrar el precio máximo de la carrera para después entregar una parte al conductor (o un salario, si es un trabajador contratado), y “ejerce cierto control sobre la calidad de los vehículos, así como sobre la idoneidad y el comportamiento de los conductores, lo que en su caso puede entrañar la exclusión de estos”.

“No se limita a un servicio de intermediación consistente en conectar” a cliente y chófer, concluye, sino que “ejerce una influencia decisiva sobre las condiciones de las prestaciones efectuadas por estos conductores”.

Selección, condiciones, subordinación y dependencia

El modelo de negocio de Uber y Cabify, no obstante, no difiere mucho del que aplican otras plataformas centradas en el taxi como MyTaxi, que también realiza una selección previa y cuyos afiliados deben acatar un código de conducta con condiciones de calidad y someterse a una doble valoración, del cliente y del intermediario, que puede conllevar su expulsión en caso de resultados negativos.

En el segundo rasgo coinciden con algunas cooperativas de taxistas. Sin embargo, tanto en estas como en MyTaxi las carreras de clientes captados en la calle tienen preferencia sobre las que ofrece la plataforma.

Y hay otras diferencias, como el hecho de no ser asalariados sino cooperativistas que pagan una cuota “gremial” para mantener el servicio, o adheridos, según el caso, y que quien cobra el servicio es el conductor, cuya relación laboral carece de los rasgos de subordinación y dependencia, a menudo con contrato y en otros como falso autónomo o como Trade (autónomo dependiente), que se da en las compañías de VTC.

“Lo esencial en la cooperativa es el negocio del taxista, no el del intermediario que lo contacta con el cliente”, anota Valdez, que destaca cómo en las plataformas “se desdibuja la figura del autónomo”. “Los conductores que circulan en el marco de la plataforma Uber no ejercen una actividad propia que exista de manera independiente de dicha plataforma. Al contrario, esta actividad únicamente puede existir gracias a la plataforma, sin la que no tendría ningún sentido”, sostiene el Abogado General de la UE, Maciej Szpuznar.

Protección de los consumidores y efectos sociales y tributarios

La actividad de las VTC, por otra parte, no solo ha colisionado con el sector del taxi. La organización de consumidores Facua presentó el viernes sendas denuncias ante los gobiernos autonómicos de Andalucía, Catalunya, la Comunitat Valenciana, Galicia y Madrid en las que acusa a Cabify de vulnerar las normas de protección de los consumidores en materias como los retrasos, los cargos indebidos y la cobertura de daños, así como de incumplir la reglamentación sobre agencias de viajes.

“Bajo el paraguas de la supuesta economía colaborativa han surgido negocios que han dejado una realidad palpable de falsos autónomos y de precariedad laboral. No hay un equilibrio entre los puestos que se han generado en la logística y la distribución y los que se han destruido en el comercio con las plataformas tecnológicas”, anota Valdez.

En otros casos, negocios surgidos al amparo de la economía colaborativa, con la finalidad aparente de facilitar el intercambio de bienes y servicios entre particulares, han acabado convirtiéndose en gigantes como Ebay o Air BNB, de planteamientos claramente empresariales que van más allá de la mera intermediación sostenible, lo que ha llevado a distintos ayuntamientos y a la propia Agencia Tributaria a intervenir en su actividad ante sus efectos sociales en unos casos y ante la escasa, nula en ocasiones, tributación en otros.

Paralelamente, fórmulas digitales como el crowfounding o el micromecenazgo derivan a menudo en meros sistemas de venta anticipada de productos y servicios./Publico

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

LOS TAXISTAS MADRILEÑOS ADVIERTEN DE QUE ENDURECERÁN LAS MOVILIZACIONES SI NO SE REGULAN LOS SERVICIOS DE LOS VTC

Las principales asociaciones del sector han entregado un escrito en la Consejería de Transporte de la Comunidad tras una manifestación este miércoles en la capital.

Las principales asociaciones de taxistas de Madrid, la Federación Profesional del Taxi (FPTM), la Asociación Gremial Autotaxi (AGATAM) y la Asociación Madrileña del Taxi (AMT), han advertido este miércoles de que convocarán protestas “sin precedentes” en la capital si la Comunidad de Madrid no regula de “forma inmediata” el sector de los vehículos de alquiler con conductor (VTC), al considerar que son el único servicio que opera en la región “fuera de la normativa”. El sector ha sido convocado este miércoles a una manifestación que ha discurrido entre la Dirección General de Transportes y la sede de la Consejería de Transportes de la Comunidad. Al término de la movilización, los representantes de los estos trabajadores han entregado un escrito dirigido a la consejera del ramo, Rosalía Gonzalo López, emplazándole a actuar.

“Antes mirábamos a Fomento pero ahora miramos a la Comunidad de Madrid”, ha explicado Julio Sanz García, presidente de la Federación Profesional del Taxi (FPTM).  “El taxi está en peligro de convertirse en un servicio residual. Algunos días trabajan más VTC que taxis en la capital. Hay 25.000 familias en la región que viven de este sector”, ha afirmado Sanz García antes de comenzar la manifestación.

Sanz García ha afirmado que el Ayuntamiento de Madrid ha mostrado en reiteradas ocasiones su disposición a regular las licencias VTC dentro de sus competencias pero que en la Comunidad “existe una falta de voluntad política y disposición para trabajar en esta regulación”.

El presidente de la Asociación Gremial del Autotaxi (AGATAM), Miguel Ángel Leal, ha apuntado que se realizará una consulta a los asociados para decidir si quieren ir a la huelga en caso de que el Gobierno regional mantenga su actitud de no regular el sector VTC. “El taxi está al límite y no aguanta más. No toleramos ya está desidia respecto a la regulación”, ha insistido Leal.

Cumplir la proporción 1/30

Según ha recordado Sanz García, en la actualidad, Madrid cuenta con un coche de VTC por cada dos taxis, frente al ratio de 1/30 establecido en la Ley de Ordenación de Transportes Terrestres para conceder licencia a estos dos modos de transporte urbano. “Somos conscientes de que el ratio 1/30 no se puede alcanzar de la noche a la mañana pero se pueden tomar medidas a corto plazo, tal y como está haciendo Barcelona”, ha asegurado Sanz.

La capital es la ciudad que más coches de los que dan servicio a plataformas como Uber y Cabify tiene, dado que suman 6.300 licencias, la mitad de las que este sector tiene en todo el país, mientras que el taxi cuenta con 16.000 vehículos en la ciudad. “Notamos muchísimo la presencia de las VTC cuando estamos trabajando, representan una tercera parte de los servicios de transporte privado en Madrid”, ha afirmado Fernando Alves, uno de los taxistas que ha asistido a la movilización. “Lo único que pedimos es que se cumpla la ley”, ha dicho Lorenzo Fernández, otro de los taxistas que se ha manifestado este miércoles.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

UBER DESEMBARCA EN VALÈNCIA CON 200 LICENCIAS Y LOS TAXISTAS PREPARAN PROTESTAS

La plataforma competirá así en territorio valenciano con Cabify a partir de enero y pondrá en pie de guerra a los taxistas, quienes exigen que se respete la ley que establece una licencia VTC por cada 30 de taxis

La Comunitat Valenciana cuenta actualmente con 321 licencias de vehículos de transporte con conductor (VTC) y con unas 1.500 paralizadas a la espera de sentencia judicial

Ya operaba en grandes ciudades como Madrid o Barcelona y era cuestión de tiempo que llegara a València. La plataforma estadounidense Uber aterrizará en la capital valenciana a principios de año y competirá así con Cabify, compañía que ya venía operando.

La firma que a través de una aplicación móvil pone en contacto a vehículos de transporte con conductor (VTC) con viajeros entrará con fuerza en el mercado, con un total de 200 licencias.

Actualmente, existe un ratio legal según el cual, tan solo se puede autorizar un permiso de VTC por cada 30 taxis, pero según los taxistas, “el equilibrio está roto desde hace tiempo, ya que para que se cumpliera debería haber un máximo de 140 licencias VTC en territorio valenciano”.

Como informó eldiario.es, recientes  sentencias judiciales han dado el visto bueno a un gran número de permisos VTC que estaban paralizados, entre ellos 300 de Ares Capital, empresa ahora propiedad de un socio de Uber. La situación podría agravarse puesto que hay actualmente otras 1.500 licencias recurridas en los juzgados pendientes de sentencia que tienen todos los visos de acabar siendo autorizadas.

La noticia, pese a ser esperada por el sector del taxi, ha caido como un jarro de agua fría. El presidente de la Federación Sindical del Taxi de Valencia y de la Confederación de Autónomos del Taxi de la Comunitat Valenciana, Fernando del Molino, ha advertido que, tal y como advirtieron tras la manifestación que celebraron el pasado 11 de diciembre, “si a principios de enero no hay alguna medida sobre la mesa se iniciará un calendario de protestas”.

Del Molino ha añadido que “las plataformas y su modelo destrozan al taxi ya que trabajan a pérdidas el tiempo que haga falta y tienen mucho dinero para hacer publicidad”.

Desde la Conselleria de Vertebración han aclarado que “la conselleria no tiene competencias para inspeccionar ni autorizar la instalación de plataformas digitales de coordinación como Uber o Cabify; la competencia de la conselleria es otorgar las licencias e inspeccionar que las enpresas de VTC cumplen con sus requisitos al respecto”.

Además, han afirmado que  “la intención es regular y tomar medidas para recuperar el equilibrio perdido entre las VTC y los taxis”.

Por ello, han asegurado que “a principios de enero la Generalitat convocará una nueva reunión con las asociaciones de taxistas para evaluar la situación y abordar el tipo de medidas que se pueden tomar, siempre asegurando la seguridad jurídica y que no supongan derecho a indemnización de las VTC”.

Esta reunión también servirá de preparación para la mesa de trabajo entre las autonomías y el Ministerio que se reunirá a mediados de enero.

Las mismas fuentes han recordado que “la Generalitat tiene competencias exclusivas sobre aquellas VTC que operan en el ámbito interurbano mientras que en el urbano las competencias recaen fundamentalmente en los ayuntamientos como demuestran las medidas anunciadas por algunos como Barcelona o Madrid”.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

UN TAXISTA SE QUEMA A LO BONZO EN SEÚL EN PROTESTA CONTRA UNA APP PARA COMPARTIR VEHÍCULO

Un taxista surcoreano se ha quemado a lo bonzo en protesta contra una aplicación para compartir vehículos, según han confirmado las autoridades.

El hombre, identificado como Choi, de 57 años, se ha rociado con líquidos inflamables dentro de su vehículo y se ha prendido fuego frente a la entrada de la Asamblea Nacional, ubicada en la capital, Seúl.

La Policía ha indicado que el hombre, que ha muerto en un hospital cercano, buscaba expresar así su oposición al plan de Kakao Corp. para lanzar el citado sistema en Corea del Sur. Choi habría informado además de su plan a varias personas, que han confirmado este extremo.

Kakao Corp. lanzó este sistema para compartir vehículo en estado de pruebas de cara a su lanzamiento formal. A finales de noviembre, decenas de miles de taxistas se manifestaron cerca de la Asamblea Nacional contra el plan de la empresa y pidieron que se aprobara un proyecto de ley que prohibía su entrada en el mercado.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

ARMILLES GROGUES, POBRESA, CAPITALISMES….I HIPOCRESIA CLIMÀTICA (primera part)

Un fantasma recorre Europa, be al menys recorre França. És el fantasma dels “armilles grogues” francesos, un fantasma amb molts caps o facetes. El mon polític està trasbalsat, o millor dit cagat de por. Per “l’esquerra” és un fantasma feixista, per “la dreta” un perill de desordre “anarquitzant o facha”… per tots els polítics institucionals populisme de la pitjor mena… i per els fatxes una oportunitat única. Els sindicats també estan trasbalsats (CGT, CFDT i FO) i demanen una pacte social i de la transició ecològica, des de el seu camp (i també el camp de l’esquerra partidista) els fa tanta por quedar al marge, com por els fa desfilar al costat dels lepenistes (liberation ) .

Tots, partits i sindicats, afirmen comprendre i compartir les reivindicacions dels armilles (no comparteixen ni les accions ni els pocs fets violents produïts), malgrat que tots han participat en un sistema que ha precaritzat la feina, que ha fet augmentar l’atur, que ha gentrificat pobles i ciutats, que ha reduït prestacions socials, que ha fet difícil l’accés a l’habitatge i que finalment ha trinxat el territori al servei del capital, esdevenint el vehicle privat (motor del capital) imprescindible per alguns treballadors. Els “armilles grogues” son un moviment polifacètic, descentralitzat, de moment sense una direcció o amb una “direcció descentralitzada”, on s’inclouen des de precaris econòmics i socials, aturats, nois amb contractes de formació, agricultors i petits empresaris del transport (generalment autònoms). Ells mateixos han fet una enquesta, que diuen que han contestat 30.000 participants, les peticions més repetides han estat les antifiscals, però al darrera ve l’augment del salari mínim (1.200, 1.300…), l’accés a l’habitatge, un salari màxim, la jubilació als 60 anys, màxim de 25 alumnes per classe, reopertura de tots els serveis tancats (escoles, estafetes, guarderies, ambulatoris…), campanyes d’aïllament d’habitatges, taxació dels carburants dels vaixells i de l’aviació… i coses tan curioses com la prohibició del glisofat o el desenvolupament del cotxe d’hidrogen (SERPENT LIBERTAIRE) .

Els “armilles grogues” han paralitzat bona part de França amb talls i “filtrats” de carreteres, marxes de vehicles a pas lent, bloquejos de rotondes, entrades a zones comercials i benzineres (entre 2.000 i 3.000 bloquejos, portats a terme per més de 300.000 persones), i van convertir Paris en un camp de batalla. Altres objectius han esta 600 dels 4.500 radars de trànsit (600 cremats) i les catenàries de l’AVE,també enel balanç, cal destacar el cost humà, que no ha estat baix, dos morts i centenars de ferits i detinguts. El govern francès està tan acollonit que ha arribat a seure amb uns autodenominats líders del moviment. Hi ha una dada curiosa, en la reunió amb el ministre d’ecologia els “representants” dels armilles van filmar i gravar tota la reunió i la van penjar a les xarxes.

A França s’ha produït un procés semblant al que s’ha produït a Catalunya i a altres llocs de l’estat (i del mon). Es gentrifiquen els centres de les ciutats (i les ciutats “centrals”), paral•lelament es precaritza el treball, es rebaixen els sous (o es mantenen malgrat la pujada del cost de la vida) i es dificulta l’accés a l’habitatge. Com resultat, els més desafavorits, son expulsats cada cop més lluny fins arribar a un lloc on el preu de l’habitatge pot ser assumit per el pressupost familiar, aquests llocs son llunyans als possibles llocs de treball, les feines precàries tenen horaris brutals (per durada, per inici i per acabament) i, a més es troben en llocs amb poc o sense transport públic (un 28% de la població francesa viu en zones “blanques” sense transport públic mínim). En aquest mar pretenen pescar peixos la dreta dels Republicans (els zarkosistes) i els lepenistes, aquests es centren exclusivament en el tema fiscal i volen donar a la protesta un to neoliberal, o sia menys recaptació= menys despesa pública (menys sanitat, menys educació, menys protecció social…). La ineptitud i la impotència de les organitzacions de la “esquerra del capital”, i dels moviments socials que en son satèl•lits, fa difícil la recuperació de la lluita que tradicionalment ha estat la seva tasca, aquest cop, el poder capitalista, potser deixarà la feina en mans de Marine Lepen. Una de les excuses que es posen per no recolzar el moviment, és el seu caire xenòfob i homòfob, els incidents han estat mínims per una mobilització de 300.000 persones amb tota la tensió que comporten els bloquejos de carreteres, el més greu va ser el intentar treure el vel a una dona, val a dir que PriscillaLudosky, una de les portantveus del moviment és una dona d’origen africà o afroamericà (alternativelibertaire).

La seva vitalitat i el fet de ser, de moment, un moviment difús, pot fer que el moviment es mantingui, s’estengui incorporant noves temàtiques i muti vers una morfologia inesperada, inesperada per analistes polítics i acadèmics… o potser s’esgoti per autoconsum.
Tot plegat es tracta d’arrogància prepotent de les classes altes (de dreta i d’esquerra) i de hipocresia climàtica. L’objectiu dels impostos “ambientals” sobre els carburants fòssils és “incentivar la elecció de sistemes de mobilitat menys emissors de GEH”, com si l’ús del cotxe no vingués determinat per anys d’una política de foment del transport amb vehicle privat, com si la planificació territorial (especialment del transport) no fes impossible una mobilitat diferent de la del cotxe, tot això desprès d’anys de desinversió en el transport públic i la reforma dels ferrocarrils amb tancament de línies que suposarà una retallada de serveis i de llocs de treball, aquesta disminució del transport públic és acompanyada per el tancament de serveis públics de proximitat, des de hospitals a estafetes de correus, obligant als usuaris a desplaçar-se sovint desenes de km.

Els rics viuen a prop dels seus centres de treball, o en poblacions ben connectades, o finalment, es poden permetre emprar el vehicle privat, fins i tot un elèctric d’alta gamma, o un híbrid de baixes emissions, en tots els cassos vehicles d’alt cost, així que “la taxa ecològica” sobre els carburants no els afecta gens (sobretot tenint en conta el baix percentatge dels ingressos que dediquen al transport). Val a dir que també utilitzen més els vehicles, i que no es te en conte tot el cicle de vida de les màquines, per exemple, en el cas del vehicle elèctric, el coure per els motors i els materials necessaris per les bateries (que no estan taxats malgrat el seu impacte).
Els precaris viuen en llocs apartats dels centres de treball, sense o amb escàs transports públics, els horaris poden no estar adaptats als possibles transports (d’anar i tornar fins 3 hores o més de viatge), molts polígons no disposen de cap mena de transport, això aboca a utilitzar transport públic (en vehicles de poc cost, de segona ma i vells) i en el cas de joves i dones (que tenen menys accés als vehicles i al carnet de conduir) els limita molt els llocs de treball als que poden accedir.
El problema real no és doncs la circulació de vehicles vells a gasoil sinó el sistema capitalista tecnoindustrial, un sistema que segrega a la immensa majoria, tant en l’accés als bens com a la energia.

El sistema tecnoindustrialva fer dels cotxesun dels puntals de la economia productiva, sense importar-li evidentment la seva nocivitat, també el va convertir en un fetitxe del desenvolupament, del benestar, del rang social i, fins i tot de la masculinitat, ara que l’automòbil està en crisi por ser el moment d’atacar la idea de capitalista de benestar, de rang social i de la masculinitat mediatitzada per el patriarcat, el capital i la tecnologia.
No molt més d’un 10% de la població acapara la major part dels recursos, sols expropiant aquest 10% els canvis serien radicals. Evidentment volem anar més enllà, ni la terra, ni l’espècie humana, ni la resta de la biosfera por sostenir més al sistema tecnoindustrial, el canvi climàtic no l’aturarà les mesures hipòcrites sinó la eliminació del sistema.
Les reformes graduals (tractats internacionals,Cimeres per el Clima,polítiques fiscals, tecnologies netes, economia circular…) sols reforcen l’explotació de les persones i de la terra… ens manca la capacitat de poder impulsar allò que ja està present en llavor, entre una bona part de la població, la de França, la de Catalunya… la del mon, el malestar, la ràbia i el desig de canvi, tan de bo la insurrecció francesa sigui un anunci d’alguna cosa més gran i més extensa… avui (dissabte dia 1) torna ha haver una cita a Paris, als Camps Elisis, ja veurem que passa…

CONTRA TOTA NOCIVITAT

Article de : http://negreverd.blogspot.com

SALUT I BON VIATGE

Share

MÁS DE 1000 TAXISTAS BLOQUEAN LA ENTRADA DE RTVE EN EL DEBATE DE LAS ELECCIONES ANDALUZAS

Los taxistas han vuelto a presentarse en el debate para las elecciones andaluzas, como ya hicieran el lunes pasado en Canal Sur. En este caso, unos 1.000 profesionales del sector han colapsado los accesos al centro territorial de RTVE, donde Susana Díaz, Juanma Moreno, Teresa Rodríguez y Juan Marín se ven este lunes las caras en el segundo encuentro de esta campaña electoral.

Rodeados de fuertes medidas de seguridad, con muchos agentes de la Policía desplegados, los taxistas han protagonizado escenas de tensión, insultando sobre todo a Susana Díaz, quien ha adelantado su llegada a la sede de Televisión Española para evitar precisamente encontrarse con ellos,

El candidato a la Vicepresidencia de la Junta por Adelante Andalucía Antonio Maíllo, se ha acercado a hablar con los taxistas acompañado por el secretario general del PCE, Ernesto Alba, el número dos de Podemos, Pablo Pérez Ganfornina, y Pedro Ortega.

Maíllo le ha dicho a los taxistas que sus reivindicaciones son justas pero los ha exhortado a no perder «el cariño y el respeto de los clientes» y a moderar sus posturas. Antonio Maíllo se ha comprometido a que, si ellos llegan a la Junta, regularán el sector del transporte colectivo tanto a nivel autonómico como nacional. También se ha comprometido a mediar en Madrid para resolver sus reivindicaciones.

La intervención de Antonio Maíllo se ha saldado con gritos de «Teresa presidenta» que se sumaban a las críticas a Susana Díaz, «te va a votar tu .. madre» «¿dónde esta el PSOE, el PSOE dónde está?».

Más protestas

Si bien es la segunda protesta ante un debate electoral, es la tercera vez que los taxistas irrumpen en la campaña. También lo hicieron el jueves de la pasada semana cuando se presentaron en un mitin de la socialista Susana Díaz y obligaron a suspender el acto «por razones de seguridad», aseguraron los socialistas.

Desde el partido de Díaz explicaron que los taxistas, embozados, habían tirado botellas de agua y hasta una maceta. Precisamente ese enfrentamiento provocó que el Ayuntamiento sevillano anunciara la retirada de las licencias de los taxistas involucrados en esa protesta.

Desde el colectivo de taxistas, el vicepresidente de FAAT y presidente de la Unión Sevillana del Taxi, Fernando Morales, ha asegurado a EP que la movilización ha transcurrido en «absoluta» tranquilidad, «abarrotando» unos «1.500 taxistas» los accesos a la sede de la RTVE desde la SE-20, donde la Policía Nacional había instalado un fuerte dispositivo de acordonamiento de las instalaciones.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

10 ANYS DE PRESÓ PER AJUDAR A UN REFUGIAT? ACTE DE SUPORT A LA LOLA

LA SOLIDARITAT NO POT SER DELICTE!

La nostra companya Lola Gutiérrez, Delegada Sindical de la CGT a la Diputació de Barcelona, i activista en pro dels drets de les persones migrants, serà jutjada a Grècia a finals del proper mes de novembre (a menys que hi hagi algun tipus d’aplaçament en la data actualment prevista). La Lola està encausada en dos delictes penals que podrien suposar una condemna de fins a 10 anys de presó, segons la legislació del país hel·lènic.

Per a nosaltres, la Lola no ha comès cap delicte, perquè en cap cas creiem que s’hagi de considerar un delicte la solidaritat amb les persones refugiades, i és per això que reclamem la seva lliure absolució. Volem que la Lola torni a casa després del judici, absolta i lliure. Que torni amb la seva família, amb la seva gent i amb nosaltres, els seus companys i companyes de militància, per a poder seguir desenvolupant la seva activitat en l’àmbit sindical i social amb la mateixa força, dedicació i compromís. Una activitat que per a nosaltres és imprescindible.

Fem una crida  a totes les persones solidàries que lluiten per un món més just, a unir la seva veu a la nostra en l’exigència de llibertat per a la nostra companya. Si ens toquen a una ens toquen a totes.

LOLA ABSOLUCIÓ!

SALUT I BON VIATGE

Share