MOTRIL: LA TAXISTA QUE LLEVABA SIETE DÍAS DE PROTESTAS DEJA LA HUELGA DE HAMBRE POR SALUD

Lo hace sin haber logrado ningún cambio oficial en su situación laboral pero con el convencimiento de que ha merecido la pena «reivindicar mis derechos»

María Soledad Bueno Alcázar, la taxista con la licencia número 27 de Motril, ha puesto fin a la protesta que venía desarrollando en la puerta del Ayuntamiento costero desde hace siete días para pedir que le dejen recoger clientes fuera del anejo de Calahonda, a donde se circunscribe su licencia. Lo hace sin haber logrado ningún cambio oficial en su situación laboral pero con el convencimiento de que ha merecido la pena «reivindicar mis derechos» y de que la protesta sí ha mejorado su situación. La taxista inició una huelga de hambre el martes de la semana pasada y lo abandonó tras siete días «por motivos de salud». «Me dio un bajón y mi hijo llamó a una ambulancia que me llevó hasta el hospital. Allí ya me dijeron que era conveniente que volviera a mi vida normal, por mi propio bienestar. Y lo primero es mi salud», explicaba ayer la taxista./IDEAL

SALUT Y BUEN VIAJE