VOLVEMOS A LAS PUERTAS DE TAXI LINE A DENUNCIAR EL DESPIDO Y LA EXPLOTACIÓN DE TRES TRABAJADORAS

Hoy jueves 23 de mayo hemos vuelto nuevamente, a las puertas de la empresa Taxi Line situada calle Pallars, 385 de Barcelona, para nuevamente protestar por el despido injusto y fascista de las tres compañeras Teleoperadoras. Hemos vuelto para demostrar a Taxi Line que no nos intimidan sus amenazas, ni sus querellas presentadas contra nosotros, que no vamos a aceptar chantajes, ni vamos a retirar nuestras denuncias presentadas contra Taxi Line.

El señor empresario de Taxi Line que nos tiro agua en el primer piquete y nos amenazo, no a salido esta vez, pero si a mandado a dos de sus trabajadores para colocar dos altavoces en la puerta, para provocarnos e interrumpir nuestra protestar. Pues no han conseguido interrumpir nuestra protesta, y seguiremos volviendo a Taxi Line para denunciar la situación en la que se encuentras los trabajadores y trabajadoras donde no tienen derecho a ninguna compensación por nocturnidad, ni por horas extras, ni por días festivos, ni siquiera a un descanso de 20 minutos durante la jornada de trabajo.

El pasado día 27 de Enero de 2019, la empresa Taxi Line, compuesta por la fusión de “Avant Taxi”, “Taxi Betulo”, “Taxi Baix Llobregat, “Taxis Masnou” y la recientemente adquirida “Radio Taxi Taulat”, despidió a 3 de sus 9 trabajadoras al saber que habíamos creado una sección sindical. A consecuencia de las malas condiciones laborales bajo las que estábamos trabajando, enviamos una tabla reivindicativa emplazando a la empresa a negociar la situación actual. En cuanto la empresa recibió dicha tabla, despidió a todas las integrantes de la sección, haciendo antes una criba con las demás trabajadoras, citándolas una a una para, bajo coacción, sonsacar información sobre las integrantes de la sección.

La tabla reivindicativa que se le pasó a la empresa, solicitaba que se aplicara el Convenio Regulador, con cinco puntos básicos, y que la empresa no respeta:

Tener un descanso de 20 minutos por 8 horas trabajadas.
No se permite tal descanso y se considera ausencia del puesto cualquier otra cosa que no sea ir al lavabo, controlando esto mismo con 3 cámaras con micrófono dentro de la oficina, sin que ninguna de nosotras haya firmado ningún consentimiento para que se nos grabe, y con el agravante de que, normalmente, en el turno de noche y los fines de semana trabaja una persona sola.

 Descansos semanales de 48 horas ininterrumpidas.
Actualmente la empresa, a parte de comunicar con menos de una semana de antelación los turnos, impone jornadas de 6 días consecutivos y solamente un día de fiesta. A su propia conveniencia, y sin poder negociarlo, impone 3 días de fiesta para hacer cuadrar las 40 horas semanales, informándolo de un día para otro, sin que la trabajadora disponga de ningún tiempo de previsión para organizarse en su día a día. Se han dado casos de jornadas de 10 horas y tandas de más de 13 días consecutivos de trabajo sin descanso.

Tener el calendario laboral del mes siguiente completo, una semana antes del comienzo del mismo.
A pesar de que el convenio regulador especifica que la empresa está obligada a facilitar los calendarios a un año vista, solicitamos que se nos lo pasara con un mes y una semana de antelación, dada la gran impuntualidad a la hora de facilitar dicho calendario.

Disfrute o pago de las vacaciones del año anterior.
Hay compañeras que no disfrutaron de su periodo vacacional tras haber finalizado el año, ni han percibido compensación económica por ellas. No sólo no han podido escoger una de las dos opciones, sino que no se las ha compensado de ninguna de las dos maneras posibles, ni aún después de haberlo solicitado.

Pago por plus de Nocturnidad y día festivo.
La empresa no lo abona ni lo compensa de ninguna manera.

A todo esto la empresa alega en nuestros despidos, ser consecuencia del bajo volumen de trabajo después de la huelga de taxis y para conservar los puestos más antiguos. Esto es falso, dado que nosotras, las despedidas, teníamos contrato indefinido, y han quedado en plantilla personas con contrato temporal a punto de finalizar.

Las compañeras que han quedado en la empresa nos han dado la espalda, incluso eliminándonos de sus contactos, por miedo a represalias.

Taxi Line está vulnerando un derecho tan básico y fundamental como es el de sindicarse, derecho que contempla hasta la propia Constitución Española.

Os pedimos vuestro apoyo, y que una vez más, no salgan impunes la coacción, el abuso de poder, la manipulación y la vulneración de los derechos fundamentales de todos los trabajadores.

SALUT Y BUEN VIAJE

Share

Un pensament a “VOLVEMOS A LAS PUERTAS DE TAXI LINE A DENUNCIAR EL DESPIDO Y LA EXPLOTACIÓN DE TRES TRABAJADORAS

Els comentaris estan tancats.