1 DE MAYO; POR LA DEFENSA DEL TAXI Y DEL TRANSPORTE PÚBLICO

11111

Este primero de mayo día de los trabajadores y donde recordamos a los compañeros anarquistas de chicago asesinados por reivindicar la jornada laboral de 8 horas, tiene especial relevancia el sector del taxi, que está siendo amenazado por nuevas formas de dominación capitalista, con las nuevas tecnologías de la “Economía colaborativa” (economía de la sumisión).

UBER y Lyft aplicaciones de teléfono móvil de transporte privado están acaparando el mercado del transporte privado en estados unidos. El pasado verano, el número de trayectos en taxi habían descendido de un 84% a un 65% de 2015 a 2016. Especialmente dramática es la situación de los taxistas de Nueva York por la mala gestión de licencias y regulación del taxi ante competidores como UBEF y Lyft que cuentan con una gran ventaja de movimientos frente al taxi.

El auge de las empresas como Uber y Lyft no solo han causado estragos en la ciudad de Nueva York. La aparición de nuevas tecnologías y plataformas de economía colaborativa, que se posicionan como alternativa en los sectores tradicionales, suponen una amenaza para los trabajadores del taxi. Las protestas de taxistas a nivel global han sido constantes durante todo el año en países como Italia o Francia.

También hemos podido ver las primeras protestas de los socios de UBER, al ver como la compañía reduce constantemente los precios y aumenta comisiones a estos conductores. Si alguien es tan estúpido como para pensar que las relaciones económicas de la economía “colaborativa”, son libres y “democráticas” difícilmente se le podrá hacer entender el marco de explotación que utilizan las multinacionales de este negocio (falsos autónomos, hacer recaer los costes de funcionamiento sobre el trabajador, incluidas “mejoras” publicitarias y regalos a los usuarios).

En Barcelona y Madrid ha aparecido Cabify, amenazando gravemente al taxi y alterando el funcionamiento de las VTCs (Vehículos de alquiler con conductor). Con Cabify una VTC esta las 24 horas en la calle, utilizando conductores contratados por ETT (empresa de trabajo temporal) estos conductores realizan jornadas de 12 horas por un sueldo de 1100 e al mes. Según la ROTT (Reglamentación de Ordenación del Transporte Terrestre) las VTCs deberían estar estacionadas en su base, esperando la entrada de un servicio debidamente solicitado personalmente por el usuario. Con Cabify los conductores de las VTCs rellenan las hojas de servicio que les entra por la aplicación en la calle, distribuyéndose estratégicamente por las zonas calientes que les ordena la empresa (aeropuerto, centros comerciales…). Están aplicando el mismo sistema de explotación que sufren los trabajadores asalariados del taxi, hacia los conductores de Cabify, las jornadas de 12 horas. Están igualando en competitividad, explotación y precariedad a los trabajadores del taxi con los de Cabify. Practican el mismo sistema operativo del taxi, igualando al taxi como transporte público con las VTCs, que son un transporte privado y que tienen diferentes condiciones de funcionamiento, equiparando y convirtiendo una VTC en un taxi. En resumen explotación intensa y precariedad.

El objetivo de empresas como Cabify, (donde realmente se esconden empresas VTCs) es la sustitución del taxi como transporte público, por un transporte privado controlado por aplicaciones de teléfono al servicio de empresas privadas de transporte. Con empresas como Cabify se crea trabajo precario, con conductores contratados por empresas de trabajo temporal.

Desde la CNT defendemos el taxi como un transporte público seguro, regulado y socialmente justo para los trabajadores/ras del taxi y para los usuari@s. Nos oponemos a empresas como UBER y Cabify que representan la destrucción del transporte público, hacia un transporte privado inseguro, competitivo y con conductores esclavizados. Tampoco estamos de acuerdo con el sistema de precios de licencias, por el cual hay que pagar un precio muy alto por una licencia de taxi para poder desarrollar la actividad de transporte de viajeros. Algunos han hecho un verdadero negocio de especulación con la compra y venta de licencias de taxi.

fdhthtr

Este 1 de Mayo sal a la calle a defender el taxi y el transporte público, lo que ahora les pasa a los taxistas, en un futuro no muy lejano les puede pasar a todos los trabajadores de otros los sectores.

SALUT Y BUEN VIAJE.

Share