Arxiu de la categoria: Represión

18 DE JUNY SOLIDARITAT INQÜESTIONABLE, JORNADA ANTIRREPRESSIVA

SOLIDARITAT INQÜESTIONABLE

Esteu convidades a l’acte, que tindrà lloc el pròxim 18 de juny a L’Agora Juan Andres Benitez, carrer Aurora amb carrer Riereta, al barri del Raval de Barcelona.

Un esdeveniment solidari amb les que lluiten, on podrem gaudir d’un vermut musical a càrrec del quartet Bobby Watson (Folk/Blues/Jazz/Chanson), compost per violí, cel·lo, guitarra i vocalista. Després dinar popular de germanor, amb cuina vegana. I a la taula rodona podrem escoltar els testimonis directes de gent de Colze a Colze, del cas d’en Sergi, de la campanya Sergi Llibertat, ens acompanyaran els familiars organitzats a la Xarxa Antirrepressio de Familiars de Detingudes i finalment també exposarem la campanya Solidaritat Inqüestionable on pretenem visibilitzar els casos repressius que afecten a militants del sindicat de Barcelona, però sobretot, fer una crida a continuar la lluita.

En les lluites obreres el conflicte és ineludible, la solidaritat inqüestionable.

Salut i Anarcosindicalisme!”

SALUT I BON VIATGE

VIVIR, TRABAJAR Y SOBREVIVIR EN UNA SMART CITY

Presentación11

Jueves día 20 de noviembre a las 20h en el Ateneo Anarquista del Poble Sec. Calle Creu des Molers 86 (L3 del metro, parada Poble Sec)

El término Smart City tiene, sin duda, es un término totalmente coyuntural, es un término “comodín” como han sido otros términos del estilo de la interculturalidad, sostenibilidad su uso como tapadera ideológica y cortina de humo no nos debe esconder pero otras implicaciones. El término es difícilmente distinguible de otros como el internet de las cosas o el Bigdata … aunque los “expertos” pretenden diferenciarse totalmente.

Smart City supone una tecnificación extrema del viejo control social, en lugar de estar controlados por los cotillas y los confidentes del barrio (los sensores) lo estamos por los sensores (cotillas y confidentes).

Lo que le diferencia del viejo método es la extensión, profundidad y magnitud de los bancos de datos, así como la velocidad de procesamiento, la capacidad de almacenamiento, la rebaja brutal del coste de todo este control, y, finalmente, la posibilidad, cada vez más extendida, de control en tiempo real.

En estos momentos, en el periodo 2013/2014 se han puesto en el mercado 7.700 millones de sensores smart y 250 millones de tarjetas NFC, a esto hay que añadir los teléfonos inteligentes, las tablets y otros dispositivos conectados que, en la práctica, actúan como sensores y que a lo largo del periodo 2009/2014 sobrepasan de largo los 10.600 millones de unidades. Se calcula que una ciudad de un millón de habitante tenía en 2010 unos 600.000 sensores actualidad esta cifra ha sido superada de largo.

Cisco y Eriksson han hecho una proyección para 2020 y habla de 50 billones (billones amercas, millardos europeos) de sensores y aparatos conectados. Es una estimación 6 años vista, pero nos da una idea de la magnitud de la recolección. Otras estimaciones más “conservadoras”, hablan de 25 o 35.000 millones. De todos modos, teniendo en cuenta que la población mundial en 2020 se estima en 7.717 millones de personas, tenemos un abanico de entre 3,2 dispositivos por habitante y 6,5 dispositivos por habitante (los cálculos de Cisco no incluyen los smartphones ni las tablets, ni los diferentes tipos de ordenador).

La smartcity tiene como una de las finalidades básicas la recogida de datos, unas para almacenar e ir tratando según necesidades (big data) y el otro para decidir actuaciones en tiempo real. Los usuarios son básicamente los intereses económicos detrás de los estudios de mercado, policías de diferentes tipos y responsables de “recursos humanos” de todo tipo de empresas.

VIVIR EN UNA SMART CITY.

Nuestra vida cotidiana está profundamente penetrada por el seguimiento “smart”. Dejando aparte el tema de los aparatos móviles (básicamente teléfonos), tenemos cientos de videocámaras que nos vigilan en la vía pública.

La videovigilancia, con la bajada del coste de grabación y de almacenamiento de los datos se está extendiendo y se hace ubicuo, además con la “vieovigilància inteligente” (cámara digital atada a un software interpretativo) se puede estreure en tiempo real mucha información de la grabación: números de matrículas, número de personas y vehículos, algunos rasgos del comportamiento de las personas grabadas, reconocimiento facial, detección de comportamientos merodeadores e incluso determinados sido anímicos

Cada vez es más difícil hacer un pago “en efectivo” (anónimo), cada vez los que nos venden saben todo lo que compramos, qué cantidad, en qué momentos cuando compramos una botella de ginebra o cuando compramos un pollo. Cada vez tenemos más tarjetas con chip, más documentos de identificación electrónicos …

Dentro nuestros hogares los contadores “inteligentes” que recientemente nos han instalado permiten conocer lo más íntimo de nuestros actos, cuando llegamos, cuando vamos a dormir, cuando nos duchamos y cuando ponemos lavadoras si tenemos visitantes, si tienes picos de consumo …

Determinadas tecnologías, como los “wearables” (sensores vestibles” que miden tensión arterial, ritmo cardíaco, oxígeno en sangre ….) Dan una vuelta más al control, con ellos ponemos en manos de “desconocidos” datos tan íntimas como las de nuestro estado físico y nuestra salud, si se geoposicionar la transparencia físico / metabólica voluntaria” se hace total y absoluta.

TRABAJAR EN UNA SMART CITY.

Cada vez más, a los trabajos, sobre todo aquellas que antes llamaban trabajos manuales, los patrones cuentan con más herramientas de control y de abusderivades de lo que se llaman smart tecnologías.

Todas estas herramientas de control se disfrazan con la amabilidad de entregar a los trabajadores de trabajos pesados o inseguras, el hecho es que la presión extra sobre los tiempos de ejecución y de la frecuencia de las operaciones hace que, por ejemplo, aumenten los accidentes laborales. Otra mito que nos han imbuido es el del “buen rollo” de las empresas TIC con sus trabajadores en el mundo TIC, al igual que en el resto, está aumentando la brecha salarial entre los “mejor pagados” y el resto.

Seguramente los primeros en sufrirlas fueron los trabajadores del espacio público, los de limpieza viaria y de mantenimiento urbano vieron como en sus vehículos (incluso los carritos de barrer) instalaban GPS sy se les proveía de las agendas tipo “palm piloto(actualmente sustituidas por teléfonos) para poder vigilar su actividad y dar alarmas para trabajos urgentes.

Después fueron los transportistas urbanos, especialmente los repartidores de mercancías, de nuevo los GPS sy aquellos “miniordenadores” los Psion ahora ya sustituidos por tablets y deben conducir, repartir y facturar y en todo momento la central (el patrón) puede hacer la trazabilidad de la mercancía, sean sobres y paquetes (como los repartidores de UPS) o cajas de cervezas

El transporte público de pasajeros viene detrás, los buses con GPS y otros gadgets tecno-smart han invadido las flotas de autobuses, de taxímetros inteligentes los taxis y de videocámaras las estaciones de metro.

huelga-boikot-y-sabotaje-contra-uber
La recogida de residuos va detrás, con el añadido los sensores de llenado de los contenedores que harán variable los recorridos, las frecuencias y por tanto los horarios y los calendarios de trabajo.

La mayor parte de las mercancías, palets, contenedores y muchos envases individuales ya vienen marcados con tarjetas RFID o incluso dispositivos más sofisticados, son trazables” y los inventarios casi automáticos, el impacto sobre los mozos de almacén y los reponedores es directa. De hecho los “expertos” empresariales, consideran que el 90% de las entregas bajo demanda se harán en 2018 mediante sistemas conectados vía web (Uber, eBayNow, Shutler, Deliver, Postmates, Instacart, Amazon, Alibaba …).

Los oficinistas y otros trabajadores de “cuello blanco” ya trabajan en red y sufren softwares de control que registran el número de pulsaciones en el teclado y la actividad en cada momento a lo largo de la jornada laboral, también la inactividad.

Y todo el control de presencia se sofistica y cada vez más es sin contacto, llegando en algunos cazo a controlar no sólo la entrada y salida, sino también el lugar y el tiempo pasado en diferentes dependencias dentro del trabajo, estableciendo zonas prohibidas.

Hay aplicaciones smart especialmente repulsivas, como la escoba de Netjer urbana con sensor de movimiento que registro el número de barridas a lo largo del día (ligado al GPS del carrito también donde se barre) o la ropa de trabajo “interactiva” dotada de etiquetas RFID u otros artilugios de control de presencia.

Las aplicaciones smart sólo tienen un límite, el grado de retorcimiento de la mente de ingenieros y tecnólogos, la codicia de los empresarios y el afán de control sobre la vida de los demás.

¿Cuál es el efecto sobre las condiciones de vida en el lugar de rabajo ?:

El primer efecto es un control extremo más allá del primitivo control del ojo del encargado o el reloj de fichar, se trata ya de un control “en tiempo real”, no ya de hora en hora o de minuto a minuto, ahora se trata de control milisegundo a milisegundo esto hace que el patrón (aunque ahora parezca un término obsoleto, todos tenemos un patrón, aunque sea el estado o una corporación multinacional) sepa que hacemos en todo momento durante la jornada laboral y, si la empresa tiene mejoras sociales como actividades deportiva si culturales subvencionadas, entonces también conoce buena parte de nuestro tiempo libre.

El resultado del control, y segundo smart-efecto, es una “optimización del tiempo” por parte de la empresa, los ritmos de trabajo aceleran y los plazos se acortan. Por ejemplo el número de entregas de mercancías de un trabajador de UPS, la longitud del itinerario de un trabajador de limpieza viaria, el número de expedientes en una semana el oficinista

El tercer efecto es un aumento de la precarización del trabajo, por una parte el efecto del control genera despidos, y por la otra el control extremo permite monitorizar y tutelar el trabajo de manera que en cada momento el trabajador hace lo que “ha hacer “… lo que desea la empresa.

El cuarto efecto, efecto global, es que la dominación extrema a la que nos lleva la “smartització” de nuestras vidas ataca nuestra identidad individual y tiene efectos sobre nuestra libertad, la calidad de la vida y la salud, enfontsant hacernos en la miseria, la humillación y la dominación. Nos lleva a una negación de nosotros mismos y una afirmación de nuestros dominadores.

SOBREVIVIR EN SMART CITY.

Seguramente una perspectiva como la que pintamos (los 50 billones de conexiones) da lugar al pesimismo y al derrotismo más absoluto, y la distopía parece ya inevitable nada de eso !!. Quizás hubiera sido mejor usar las palabras “resistir a la smartcityo mejor aún “destruir la smartcity

Pese a lo que pueda parecer esta red omnipresente no será omnipotente, entre otras cosas porque se alimenta a sí misma (se retroalimenta) y si neutraliza el número suficiente de nodos deviene inoperativa por un tiempo, total o parcialmente.

En el mundo antiguo (casi casi la actual) se podía vivir sin la mayoría de las redes urbanas, sin la red de abastecimiento de agua o de energía, sin los servicios sanitarios, sin los cuerpos de seguridad … y esto se ha demostrado en las múltiples situaciones de emergencia que hemos tenido en este inicio del siglo XXI.

En New Orleans la gente supo organizarse para sobrevivir, mientras que el estado sólo se preocupaba para impedir el saqueo, recogieron agua y comida, supieron distribuirlo con fuerza equidad y supieron encontrar espacios de seguridad. Cuando las redes del estado los volvieron a capturar, las cosas empeoraron y, aún ahora, no están “normalizadas” y la gente sigue viviendo en quasibarraques sin los servicios mínimos ..

En Gaza, sin la mayor parte de las redes de servicios operativas, con el esfuerzo individual de los trabajadores y el esfuerzo colectivo de la población, han podido resistir y continuar la vida sin un funcionamiento mínimamente regular de estas.

Lo mismo podríamos decir de tantas situaciones de enfrentamiento militar entre estados (Siria, Irak, Kurdistán …) o de desastres “naturales” como el terremoto con tsunami de Filipinas o tantos otros más pequeños.

Ahora bien, podría el actual modelo capitalista resistir una semana sin internet ?, sin red de comunicaciones? … Que valdrían el dinero depositado en New York en Barcelona, en London …? La respuesta es sencilla: a la primera pregunta NO, y en la segunda NADA De aquí nos surge otra pregunta … es posible detener, hacer caer, neutralizar la red? la respuesta es, creemos nosotros, que sí.

Hay un problema de enfoque, nosotros queremos resistir localizadamente, cada cosa en su lugar, la plataforma contra los desahucios frente Caixa Catalunya, los antinucleares ante ENDESA, los antifronteres ante el CIES, los adversarios de los transgénicos en los campos de los OMG … y así todos buscando nuestra posición y nuestro target” correcto y afinado … los antidesnonament no van a hacer un escratxe ante Monsanto, ni los antinucleares ante los CIES o antifronteres delante de la parroquia … mientras ellos están hiperconnectats (el Obispado con ENDESA, ENDESA con el CIES, el CIES con Monsanto, Monsanto con la Generalitat, la Generalitat con el rector de la parroquia …) y se ríen de nuestros esfuerzos localizados, limitados ya veces estériles.

Históricamente muchos de los movimientos de los oprimidos no se han autolimitado nunca tan en el alcance de sus luchas como nos limitamos actualmente. La especialización es algo reciente.

Por ejemplo los anarcosindicalistas del Berguedà no se limitaban a las condiciones de minas y fábricas, por eso podían proclamar, por unos días, el comunismo libertario global para toda la vida cotidiana de varias poblaciones.

Los piqueteros argentinos no se limitaban a manifestarse frente a la Casa Rosada, también cortaban carreteras y otras vías sin un motivo estrictamente local, solo contra el paro !!, a pesar de que tenía efecto sobre otros sectores (capitalistas …) no estrictamente vinculados a su conflicto.

Las sufragistas inglesas de principios del siglo XX no restringían su lucha al atacar el parlamento o en los partidarios del apartheid de género, entendieron que el patriarcado (que era su verdadero objetivo) tenía otros tentáculos más accesibles a los que dañar. Así que durante 1912/13, y un poco del 14, destruyeron cientos de buzones de correos (internet de aquellos tiempos) sin preocuparse (al contrario de lo que hacen los seguidores de la ética hacker) en los efectos sobre terceros , también incendiaron edificios, cortar líneas de teléfono y telégrafo y sabotear la red de ferrocarriles (muchas redes como podemos ver).

En estos momentos, la red es vulnerable si la atacamos guiándonos, no por la lógica que nos imponen (antinucleares / instituciones energéticas, antipatriarcales / Ministerio de Justicia, anti OMG / Monsanto …), sino por la lógica de la hiperconectividad de los nuestros dominadores, NO IMPORTA donde actúa, están interconectados, YA LOS LLEGARÁ EL EFECTO.

Esta lógica de acción trascendería el problema de la coordinación entre grupos y movimientos. También trascendería la lógica de los dominadores, la de la represión. Puedes atacar, alterar, destruir en cualquier punto, puedes reivindicar estas acciones por cualquier causa . puedes estar seguro de que danyaràs más que si pierdes recursos y el valioso tiempo intentando identificar el punto justo, el punto correcto . porque este punto no existe, está todo ATACA LA RED !!.

SALUD Y BUEN VIAJE.

Nicolás a un taxista catalán: “Yo a ti te pego dos tiros y no me pasa nada”

imagen1-620x330

Con aires de superioridad el pequeño Nicolás logró acobardar a un taxista en Barcelona que se había mostrado favorable a una consulta catalana. ¿”Me estás llamando facha? Yo a ti te pego dos tiros y no me pasa nada, es que me quedo tan ancho”, le dijo.

“Recogí a Nicolás y a un hombre de unos 50 años en la puerta del Hotel Majestic. Me preguntó qué me parecía el proceso soberanista, y dije que me parecía bien que se pudiese hacer la consulta para que la gente pueda expresar lo que piensa, porque democráticamente esto era muy bueno. Y me empezó a hablar de la unidad de España, algo por lo que había que luchar. Le dije un poco en broma ‘¿tú eres un poco facha no’?, y se puso como loco”, explica un taxista que recogió a Nicolás, el impostor por excelencia de los últimos tiempos y a su acompañante.

Según el testimonio al que ha tenido acceso Espejo Público, Nicolás contestó indignado: “A ver, yo me cago en la puta, ¿tú a mí me estás llamando facha? Yo a ti te pego dos tiros ahora mismo y a mí no me pasa absolutamente nada, es que me quedo tan ancho“. El acompañante, por su parte, siguiendo el juego de Nicolás, le dijo que no se preocupase, que le harían una foto a la matrícula del coche y listo, a lo que Nicolás contestó haciendo una llamada para que el taxista se enterase “ahora miso de quiénes somos”.

“Puso el manos libres y escuché a un señor con voz muy seria al que le dio mi matrícula, y luego le devolvió la llamada y dijo que ‘todo en orden’. Se pusieron a hablar el acompañante y él y me decía que ya me enteraría de quiénes eran ellos. Siguieron hablando y nombraron incluso el caso Bárcenas, aunque yo no escuchaba mucho”, continúa el taxista. “¿Qué, te has achicado no? Bueno pues piensa una cosa, que aquí implantamos al Ejército y todos los catalanes achican como tú y se os acaba rápidamente esta tontería y en dos días lo tenemos todo esto controlado. Y ahora me vas a decir ‘Arriba España’ y ‘Viva Franco’”, cuenta el conductor que le exhortaron.

 El relato del taxista termina con la llegada al destino que habían solicitado los dos pasajeros, aunque poco antes del final el de mayor edad le dijo a Nicolás que el conductor “tenía cara de buen chaval”, rebajando el tono de tensión de la conversación del interior del vehículo. “De lo que ha pasado hoy aquí olvídate, como si no hubiera pasado absolutamente nada. Y ahora te vamos a enseñar de dónde venimos”, mostrando una carpeta blanca con la bandera de España y las letras del CNI, según el relato del asustado taxista, que acobardado, decidió no cobrarles la carrera.

SALUT Y BUEN VIAJE

LA PRESIDENTA DE LOS ASALARIADOS DEL TAXI DENUNCIA UNA “PERSECUCION” A BASE DE MULTAS

El Ayuntamiento incoa un expediente contra el titular de su licencia por encontrar la Policía Local en el vehículo supuestamente “colillas de porros y restos de comida”.

La presidenta de la Asociación de Asalariados del Taxi, María Eugenia García, ha asegurado haber sido objeto de un elevado número de inspecciones por parte de la Policía Local de Las Palmas de Gran Canaria en los dos últimos meses, por las que ha terminado acumulando cuatro multas, cuyo montante afirma que puede superar los 1.000 euros.
La última “sorpresa” que dice haberse llevado, la recibió a través del titular de la licencia en la que trabaja, que le mostró una notificación proveniente de la Administración capitalina, en la que se le notificaba que el concejal de Movilidad Ciudadana, Ángel Sabroso, había ordenado la incoación de un expediente sancionador por infringir supuestamente la Ley de Ordenación del Transporte Terreste por Carretera de Canarias.
Dicho expediente sitúa los antecedentes en la noche del 29 de julio a las 22:00 horas en la confluencia de Paseo de Chil y el Barranquillo de Don Zoilo, e incluye una única frase entrecomillada del informe realizado al día siguiente por la Jefatura de la Policía Local en la que se describe que “en la inspección del taxi se puede observar que el mismo se encuentra en un pésimo estado de limpieza, encontrándose colillas de porros y restos de comida en el mismo”.
García rechaza dicha afirmación y reivindica no contar con el informe completo para poder hacer las alegaciones pertinentes. Asimismo, pone en tela de juicio que no se haya mostrado ninguna fotografía que demuestre la presencia de colillas en el vehículo y asegura contar con hasta siete clientes fijos que pueden confirmar que el coche se encontraba en buenas condiciones. “Ese día trasladé a 22 personas y no tuve ninguna queja”, insiste.
Para la presidenta de los asalariados todas las inspecciones forman parte de una persecución contra su persona, por haber denunciado públicamente la situación que sufre el taxi de la capital grancanaria respecto a los denominados ‘floteros’. “Al final voy a salir perjudicada por todo esto” apostilla García, que teme que “me van a echar y me van a hundir”.
Al respecto señala que “mi jefe está agobiado”, porque asegura que recibe llamadas a diario “para que me eche”.
García dice encontrarse a la espera de la resolución del juzgado de guardia en el que interpuso una denuncia la misma noche de julio por la susodicha actuación policial, que en su momento definió como un “exhaustivo” registro a grito de “danos la droga que llevas”. Por otro lado, afirma haber pagado otra de las multas y haber recurrido las dos restantes. 

SALUT Y BUEN VIAJE.
 

SALVADOR PUICH ANTICH

Tal dia com avui un 2 de març de 1974, Salvador Puich Antich era assassinat pel règim franquista, l’últim executat a garrot vil per la dictadura. Rendim  homenatge a aquest company, que es sens dubte una llegenda viva de la ciutat de Barcelona.

Salvador Puig Antich (Barcelona, ​​1948-1974) va ser un anarquista català, actiu durant els anys seixanta i començaments dels setanta, que va morir executat pel règim franquista després de ser jutjat per un tribunal militar i condemnat com a culpable de la mort d’un guàrdia civil a Barcelona.

Fill d’una família treballadora de classe mitjana, Salvador era el tercer de sis germans. El seu pare, Joaquim Puig, havia estat militant d’Acció Catalana durant la República. Exiliat a França al camp de refugiats d’Argelès, va ser condemnat a mort quan va tornar a Espanya i indultat en l’últim moment.

El jove Salvador va començar a estudiar al col · legi religiós La Salle Bonanova fins que va ser expulsat per indisciplina. A partir dels setze anys va compaginar el treball en una oficina amb els estudis nocturns a l’institut Maragall, on va fer amistat amb Xavier Garriga i els germans Solé Sugranyes (Oriol i Ignasi), tots ells futurs companys del Moviment Ibèric d’Alliberament (MIL) .

Els episodis del maig francès de 1968 foren decisius perquè Puig Antich decideixi implicar-se en la lluita contra la dictadura franquista. La seva primera militància serà en Comissions Obreres, formant part de la Comissió d’Estudiants de l’Institut Maragall. Ideològicament aviat evolucionà cap a posicions anarquistes, que rebutjaven qualsevol tipus de dirigisme i jerarquia dintre de les organitzacions polítiques i sindicals en la lluita de la classe obrera cap a la seva emancipació. Després d’iniciar estudis universitaris de Ciències Econòmiques, fa el servei militar a Eivissa, on és destinat a la infermeria de la caserna. Un cop llicenciat, s’incorpora al MIL, integrant-se en la branca armada. Participa, fent de xofer, en les accions del grup, que consistien generalment a realitzar atracaments a bancs. El botí es destinava a potenciar les publicacions clandestines del grup ia ajudar als vaguistes i els obrers detinguts.

Puig Antich i els seus companys es movien amb facilitat en el món de la lluita clandestina i viatjaven sovint al sud de França, on es relacionaren amb vells militants cenetistes.

L’agost de 1973, es van reunir a França per celebrar el congrés d’autodissolució del MIL. El mes següent, després de l’atracament a una oficina de La Caixa, començaria una forta ofensiva policial contra els militants del MIL.

Primer caigueren Oriol Solé Sugranyes i Josep Lluís Pons Llobet, i, a continuació Santi Soler, que és detingut, interrogat i torturat i acaba confessant els llocs de trobada clandestina dels seus companys. El mateix Santi Soler serà utilitzat de parany per la policia de paisà per detenir Xavier Garriga i Salvador Puig Antich. L’operació, minuciosament preparada, s’efectuà el 25 de setembre de 1973 a Barcelona. Els dos anarquistes són detinguts i, tot seguit al portal del número 70 del carrer Girona, té lloc un tiroteig a conseqüència del qual Puig Antich queda malferit i el jove guàrdia civil Francisco Anguas Barragán resulta mort.

Puig Antich va ser empresonat, acusat de ser l’autor dels trets que van causar la mort a Anguas Barragán, i posteriorment jutjat en consell de guerra i condemnat a mort per un règim amb set de venjança després de l’atemptat contra Carrero Blanco. A tot Europa es van organitzar manifestacions demanant la commutació de la pena capital, però Franco es va mantenir ferm i no concedí l’indult. Salvador Puig Antich, de 25 anys, va ser executat mitjançant garrot vil en una cel · la de la Presó Model de Barcelona el 2 de març de 1974 a les 9:40 hores del matí.

 

A LA MEMÒRIA DE SALVADOR PUIGH ANTICH

Salvador Puig Antich, cas obert. Jordi Panyella

SPA_Portada_3aED_small

Tots els testimonis expliquen tota la veritat. El llibre definitiu sobre el cas Puig Antich.

Salvador Puig Antich va ser executat el 2 de març de 1974, ara fa quaranta anys. Amb l’ajusticiament culminava un procés judicial que va ser una gran farsa i on es va negar a Puig Antich el més elemental dret de defensa. La manipulació del cas va arribar fins al punt que la justícia militar va permetre a la policia franquista alterar el contingut del sumari fent desaparèixer documents, proves de càrrec que exculpaven l’acusat.

Aquesta és una de les colpidores revelacions que el periodista Jordi Panyella fa després de furgar en el sumari original i entrevistar-se amb desenes de testimonis directes dels fets, alguns dels quals han acceptat parlar per primer cop en aquest llibre trencant un silenci d’anys. Aquestes noves i irrefutables proves obliguen a enlairar un clam contra la injustícia i a demanar la reobertura del procés, denegada dues vegades pel Tribunal Suprem d’Espanya, i fan de Salvador Puig Antich, cas obert un llibre moralment necessari.

 SALVADOR

 

Salvador Puig Antich (2006) és una pel · lícula espanyola dirigida per Manuel Huerga, protagonitzada per Daniel Brühl, música de LLuís LLach . Basada en el llibre Compte enrere. La història de Salvador Puig Antich, de Francesc Escribano , la pel · lícula reconstrueix una de les últimes execucions  pel mètode del garrot vil a Espanya: Salvador Puig Antich. Va guanyar el Goya al Millor guió adaptat, signat per Lluís Arcarazo.
Tant aquesta pel · lícula com el llibre en què es basa han rebut fortes críticas2 3 per part d’antics militants del MIL, companys de militància de Salvador, que afirmen que buiden de contingut polític el personatge de Puig Antich i alhora que es dignificaria falsament la imatge del seu carceller, al jutge militar ia la Brigada Polític-Social de la policia franquista.

SALUT I BON VIATGE.

 

LA PRIMAVERA ÁRABE CONTADA POR TAXISTAS Y PASAJEROS CARIOTAS

 El documental «Otra noche en la tierra» es un viaje por las calles de El Cairo de la Primavera Árabe donde taxistas y pasajeros aprovechan la privacidad del taxi para comentar qué está sucediendo en Egipto y las preocupaciones de una sociedad que ve cómo cae una tiranía de octogenarios en el país más poblado de África. El largometraje se presenta en la sección internacional del Festival de Cine Documental y Animación de Leipzig y ha sido dirigido por el cineasta andaluz David Muñoz.
El director malagueño pensó en la historia mientras viajaba en taxi desde el norte de Egipto hasta El Cairo, para asistir como jurado a un festival de cine. Un atasco le impidió llegar a su destino pero le valió la amistad del taxista y la certeza de que el taxi es el hábitat idóneo para dialogar sin autocensura de la catarsis política que provocó el desmoronamiento de la dictadura de Mubarak.
El resultado es un un cine directo donde el director se queda fuera de la película para que sean taxistas y viajeros quienes decidan el ritmo fílmico y el argumento. David Muñoz únicamente colocó su cámara dentro del taxi mientras él iba detrás, en otro coche, siguiendo el mapa mental que iban diseñando los cairotas en las noches posteriores al estallido de la revolución.
En Leipzig, la película, opta al premio en la categoría internacional pero son ya diez los que acumula este director que ya recibió el galardón del Festival de Cine de Málaga por «Otra noche en la tierra» y el Goya en 2010 por la cinta «Flores de Ruanda». En la ciudad alemana, Muñoz habló con euroXpress sobre cine, libertades, democracia y las utopías conquistadas y por conquistar en el  mundo árabe.

 EXp- ¿Qué has querido contar en «Otra noche en la tierra»?

 David Muñoz.- Es una película de taxistas pero es fundamentalmente una película sobre la Primavera Árabe. Es un inventario de viajes aleatorios de taxistas y pasajeros donde predomina la política. Sólo quería contar qué ocurre una noche en taxi justo después de la Revolución.  

EXp- ¿Qué objetivo fundamental tenías en mente antes de empezar a grabar?

 DM.- Contar la Primavera Árabe desde un elemento tan privado como es un taxi. Quería borrar la ráfaga de noticias y el periodismo para ponerme a pie de calle y entrar dentro de la privacidad más absoluta de los habitantes de El Cairo.

 EXp- ¿Por qué esa diferencia entre periodismo y documental, si ambos géneros sirven para denunciar e informar?

 DM.- El periodismo siempre actúa en un plano de desigualdad entre periodista y entrevistado. Yo quería explicar una historia relatada por dos iguales que hablan de lo que les apetece dentro de un taxi. El periodista siempre guía la conversación, aquí la conversación era guiada por la libertad de los interlocutores.

 EXp- ¿Cómo ha sido la producción del largometraje documental?

 DM.- Es una película de resistencia. Sin presupuesto. Me fui con una mochila y viví en casa de amigos egipcios. Puse la cámara dentro del taxi y sólo supe qué había pasado durante la post-producción. Sabía que la revolución iba a ser una cocina que transformaría la realidad egipcia en una historia interesante que hablara de política, emociones y de la microrealidad cairota. Dentro de mi propio lenguaje cinematográfico, desaparecer de la película suponía un reto importante.

 EXp- ¿En qué han quedado las proclamas de la Plaza de la Liberación que abrieron la puerta de la democracia a los países árabes?

 DM.- La revolución surge porque la población no puede más y sufre una catarsis que nadie se espera. Ni siquiera los Estados Unidos, que sólo apoyan las reclamaciones democráticas cuando se da cuenta que es imposible parar las ansias de libertad de los jóvenes, tenía la certeza de que triunfaría la sociedad civil egipcia. A Estados Unidos le ha interesado controlar la revolución para no perder su peso estratégico en Oriente Próximo pero estaba más cómodo con la tiranía de Mubarak.

EXp- ¿De qué salud gozan las libertades democráticas tras la caída de la dictadura?

DM.- Los jóvenes han vuelto a perder la partida porque el poder Estado-Islam y los militares se han repartido de nuevo el pastel. Esto se debe a una incapacidad manifiesta de los civiles para organizarse en sociedad civil. Por otra parte, la represión contra la disidencia no ha terminado. Todos los activistas, blogueros y la gente que tenía un discurso político, dentro del mundo civil, se ha visto obligada a desaparecer o ha sido arrestada.

EXp- ¿Estás queriendo decir que la dictadura sigue estando presente aunque con un barniz democrático?

DM.- Exacto. En 2011, se arrestaron a 14.000 activistas que están todavía en prisión sin derecho a un juicio justo porque en Egipto está aún en vigor la Ley de Emergencia aprobada hace 30 años. Esta ley hace que no exista el Derecho Civil y se aplique el Derecho Militar que no garantiza una defensa justa al acusado. Por lo que el respeto a los derechos humanos y libertades democráticas aún no está garantizado.

EXp- ¿Ha cambiado la política exterior de Egipto con respecto a Estados Unidos y la Unión Europea?

DM.- De momento, no ha cambiado mucho. Lo único que ha hecho Egipto es adquirir más protagonismo en Oriente Medio de cara a Irán y los demás países árabes. Egipto quiere dejar claro que es una potencia con tanto que decir como Irán dentro de su región de influencia. Con respecto a Israel, la política egipcia está muy condicionada por la presión de Estados Unidos que apoyó la revolución para garantizarse la capacidad de incidencia y evitar que un cambio brusco de Egipto con respecto a Israel hiciera tambalearse su planes geoestratégicos en la zona.

EXp.- ¿Hubo lugar para hablar de los derechos de las mujeres y los homosexuales dentro de los taxis cairotas que sirven de guía sociopolítica egipcia?

DM.- En la película hay una taxista mujer, con mucho valor, que se enfrenta a un pasajero con comportamientos demasiado machistas. En cuanto a homosexualidad, es un tema muy difícil de hablar con naturalidad en el mundo árabe.

EXp.- Si, como afirmas, han ganado los clérigos y los militares, ¿quienes han perdido?

DM.- Ha perdido el pueblo. El 65 por ciento es menor de 35 años y la inmensa mayoría de los jóvenes buscaba mayor apertura, más laicismo, más libertad, más igualdad, más democracia y más participación en la sociedad egipcia. Nada de lo que esperaba la sociedad civil lo ha logrado.

SALUT Y BUEN VIAJE.

ESCUELA DE REBELDÍA, POR SALVADOR SEGUÍ

Crónica de la muerte anunciada de Salvador Seguí
El anarcosindicalista Salvador Seguí, conocido como El noi del sucre, no pudo ver publicada su novela (ahora recuperada por Periférica) Escuela de rebeldía. Veinte días antes de que llegara a las librerías, el 10 de marzo de 1923, pistoleros del Sindicato Libre, financiado por la patronal catalana y protegido por el gobernador civil, acaba con su vida de un disparo.
Seguí, entre otras cosas, fue uno de los impulsores de la Solidaridad Obrera y secretario de la CNT en Catalunya. Gran orador – los cronistas de la época así lo recuerdan – era un firme defensor de la educación de los obreros como modo de emancipación. La formación intelectual, tal y como sostenía su admirado Ferrer i Guàrdia en la Escuela Moderna, era el arma que el trabajador tenía para protegerse contra todo tipo de explotación.
Al asesinato de Seguí le precedió, tres años antes, el del abogado Francesc Layret, justamente cuando intentaba conseguir la libertad de éste y de Lluís Companys. Son, sin duda, tiempos turbulentos que acabaran con la instauración, el 13 de septiembre de 1923, de la dictadura de Primo de Rivera.
Escuela de rebeldía es una novela corta que narra la vida de Juan Antonio Pérez Maldonado, un emigrante andaluz que llega a Barcelona y comienza a frecuentar locales como La Bombilla, La Buena Sombra y el Pay-Pay. Será, sin embargo, en el café Español donde se impregnará del ambiente de la época y de los ideales de un hombre nuevo. El protagonista sostiene: “el presente es la consecuencia del pasado, y en él hay que engendrar el porvenir lanzando a la tierra buena semilla”.
El peso del sindicalismo, y la influencia del anarquismo, era evidente en aquella Barcelona. El texto de Seguí es interesantísimo, no sólo por su carácter profético, sino para comprender las relaciones entre los agentes que representan los diferentes intereses. Leemos, por ejemplo, cómo el “líder del partido catalanista, hombre ambicioso y positivista, quiso ver si era posible aprovechar aquella fuerza para el desarrollo de sus planes”. Pero el narrador nos saca de dudas enseguida: “si los trabajadores hacían una revolución no sería en un sentido nacionalista”. Y es que, siempre según la voz que hilvana el relato, todo lo que se hiciera para acabar con la organización proletaria “sería aprobado por los políticos catalanes, que contaban con el apoyo de la burguesía”.
La breve novela explica, pues, la evolución de Juan Antonio, su proceso de aprendizaje, su paso por la cárcel, las relaciones con su compañero Antonio Luna, o la compleja historia de amor con María Rosa, pasando por la organización de una huelga general hasta el trágico final a manos de los pistoleros. Es, por lo tanto, la descripción de un hombre maltratado que pasa a ser “hombre de acción”.
Es de igual importancia un fragmento en el que el protagonista redacta una suerte de manifiesto expresando su “convicción de que los trabajadores no conseguirían nada sin apelar a la violencia”. Salvador Seguí, crítico con cualquier forma de exceso en este sentido (se opuso en público a las acciones más exaltadas de otros miembros de la CNT), parece que quiere hacer aquí una denuncia, una radiografía, de la deriva que tomaron algunos anarquistas. Hacía poco más de diez años de las barbaridades perpetradas durante la Setmana Tràgica.
Pero más adelante, Juan Antonio Pérez Maldonado insiste: “es preciso educar bien a los hombres cuando empiezan a vivir: si nos apoderamos de las escuelas, nos apoderamos enseguida de la sociedad”. El personaje es descrito como “un romántico”, esa clase de hombres que “pasan con frecuencia del mayor decaimiento a una actividad frenética”. El obrero se ha convertido, en pocos años, en un brillante tertuliano, en un disertador que mezcla hábilmente excitación y lucidez. La vida, nos dirá, “es una lucha constante”. “Es preciso que la gente luche, porque el que no lucha no vive: el agua encharcada se corrompe”, argumenta Juan Antonio, que a estas alturas es visto como un auténtico referente.
El tiro mortal le alcanzará en la calle Riereta. Pero, como en una dramática serendipia, poco antes le avisa a su compañero: “si quieres verme, ya sabes que estoy en la calle de la Cadena o la de San Rafael”. Justo en la intersección entre ambas, en el Raval, es donde fue alcanzado Salvador Seguí. La novela estaba, ya, a punto de imprimirse. 
Fuente: La Vanguardia

SALUT I BON VIATGE

ON MOREN ELS SOMNIS: CAMP DE LA BOTA 1939-1952 (ELS AFUSELLATS DEL FORUM)

“Qui perd la Memòria perd la seva identitat”
 
 
 
REPRESSIÓ AL CAMP DE LA BOTA, Els afusellats del Fòrum 
 
-Bon dia, cap on vol anar?
-Em portarà al Camp de la Bota, si us plau.
-Perdoni… però on queda això?
-Be ja no existeix amb aquest nom, malgrat que allà van afusellar més de 1.700 persones després de la Guerra Civil, del 1939 fins el 1952, any del famós Congrés Internacional Eucarístic.
– I on es trobava?
– Actualment ocuparia l’espai que hi ha entre el Fòrum de les Cultures i la desembocadura del riu Besòs, incloent la Ronda litoral i el mateix Port de Sant Adrià. Era a més a més un gran assentament de barraques dels anys cinquanta cap a aquí…hi havien dos sectors el barri Pekin a la part de Barcelona i el barri del Parapet a la part de Sant Adrià del Besòs. Podem dir que el Camp de la Bota i el Parapet era la continuació del barri Pekin.
I com pot ser que li canviessin el nom a aquest lloc…?
Tot respon a una operació de maquillatge urbanístic, amb interès especulatiu per revaloritzar uns terrenys, alhora esborrar qualsevol rastre del que va ser el nostre passat immediat. El passat immediat va ser la violència de l’Estat, exercida de dues maneres: d’una manera directa (els afusellaments) i l’altre de manera indirecta, estructural (el barraquisme fruit de la marginalitat).
O sigui que quan van celebrar el famós Forum de les Cultures, l’any 2004, des de l’Ajuntament de Barcelona aquests polítics que es fan dir d’esquerres, es van oblidar dels treballadors que allà van ser assassinats?
-Si amic meu, es van oblidar dels mateixos homes i dones que van lluitar  per la llibertat, per la justícia social, i per un mon millor, per un altre mon, molt millor que aquest que actualment tenim.
 
 
 
EL PARAPET I  ELS AFUSELLAMENTS AL CAMP DE LA BOTA
 
Que era el Parapet del Camp de la Bota?
   Una vegada havent creuat la via del tren de la línia Barcelona- Mataró, al principi de la Rambla Prim (abans Riera d’Horta) deixàvem a la dreta el Castell de les Quatre Torres per un camí que arribava al sorral de la platja enmig del descampat, direcció Sant Adrià del Besòs (actualment Ronda Litoral). El Parapet era un mur en diagonal a la platja, de tres metres d’alçada per quaranta de llargada en pendent de sorra subjectada al seu interior per un contrafort de formigó anterior al castell, on els “piquetes” d’execució s’encarregaven de la seva feina, es a dir de disparar. Alguns testimonis encara recorden la “rampa vermellosa, de la sang dels assassinats”.
El Camp de la Bota, situat a cavall entre els municipis de Barcelona i Sant Adrià de Besòs, fou un dels indrets on es van dur a terme pràctiques repressives de violència estatal directa, per part de la dictadura franquista i sota forma d’afusellaments, entre 1939 i 1952. Va deixar d’utilitzar-se aquest lloc degut a les pressions internacionals per poder celebrar-se després de la segona guerra mundial el Congres Eucarístic Internacional de Pius XII. La seu fou otorgada “en justo reconocimiento a su catolicismo íntegro, profundo y apostólico…”
 
 
 
 
Si ben es cert que el govern de la República va afussellar en temps de guerra a 44 militars sollevats entre setembre i octubre de 1936, el règim feixista de Franco va “tenir l’honor” d’assassinar acabada la guerra a 1717 persones, entre elles 11 dones provinents de la Presó de dones de Les Corts (avui desapareguda).
En molts casos les víctimes no havien comès cap més delicte que el de combregar amb unes idees contràries a les del Règim. Sovint havien estat denunciats per desafecció per part de Falange, o pels cossos de seguretat i els governants, però de vegades també a causa d’informació desvetllada per veïns que s’havien sumat a la crida a les delacions promoguda per la Falange. Tot plegat recorda la Inquisició Catòlica.
A la majoria de sentències figura el seu delicte: rebel·lió militar per referir-se a tots els que no van donar suport al cop d’Estat militar. De fet es tractava de persones que no tenien coneixença de que les seves vides correguessin perill i que van ser víctimes de delació per motius de venjança. Entre aquestes 11 dones hi havia Nieves Bouza Gil, de 22 anys que vivia al barri del Poblenou, afiliada a la CNT. Va ser detinguda per que un veí la va delatar, fou jutjada per procedimiento sumarísimo, el 26 d’abril de 1939 i executada el 26 de maig. No se li coneixia cap delicte de sang, simplement com a miliciana de rereguarda en tasques auxiliars (cuinant i rentant roba) al castell “de les Cuatre Torres”. El seu cas es troba documentat a la Memòria de la Presó de dones de Les Corts“, presó on va estar tancada fins la seva execució.
El compliment de les condemnes a mort es portava a terme tan bon punt com es rebia el “enterado” del dictador, el criminal de guerra general Franco.
Segons hem pogut llegir:
   “La xifra de vint-i-una persones del 26 de maig de 1939, va marcar, de fet, la cota màxima de persones afusellades en un sol dia al Camp de la Bota. És coneguda la mecànica de les execucions, però la documentació judicial ens ha aportat alguna dada suplementària atès que, en general, les ordres de lliurament al piquet d’afusellament s’han conservat dins els expedients. A la Presó Model, a la fi de la jornada -entre les nou i les deu de la nit – els funcionaris cridaven als presos que anaven a ser executats aquella matinada i els baixaven a la capella: allà es constituïa un jutjat encarregat d’evacuar les diligències de notificació de pena i lliurament al piquet d’execució que havia de traslladar-los al Camp de la Bota. Pel cas de Les Corts, existia un procediment previ: el trasllat de la penada a la capella de la Model, on esperava al costat dels seus companys barons l’arribada del camió”.
A diferència d’altres dictadures, el Règim Franquista vivia en la ficció de resultar un ordre etern que no hauria de rendir comptes davant ningú (bé, potser en això desgraciadament no anaven tan errats) i creia que no tenia motius per amagar res. Malgrat els judicis sense cap garantia processal el franquisme va generar nombrosa paperassa burocràtica que ha arribat fins els nostres dies i que ara ens permet saber detalls sobre aquests crims.
 
 
Sumari judicial de comdemna a mort
 
 
 
Sentència de pena de mort
 
 
 
 
 
                                           Lliurament al piquet d’execució
 
 
 
 
 
Causa de la mort: “hemorragia interna”
 
 
 
 
 
Diligencia d’execució i inhumació
 
 
 
 
Enterrats a la fossa comuna del “Cementerio del Sud-Oeste” de Barcelona
 
 
 
Els camions militars arribaven de matinada. Els presos normalment en grups de vint, estaven lligats amb cordes, de dos en dos. Els tiraven a terra i allà mateix els afusellaven; sense més preàmbuls ni consideracions. Hi ha fonts que conten en 1871 el nombre de afusellats. Valencia encara fou pitjor, un autèntic escorxador, 33.000 republicans executats.
Gràcies també al testimoni del vicari de Sant Adrià, Mossèn Pere Ribot, que conservem gràcies al periodista Josep Maria Huertas Claveria, ens podem fer una idea del passat d’aquell indret esgarrifós:
El meu despertador era quan a les set del matí afusellaven els condemnats. I pels trets de gràcia senties quants havien mort cada dia…” de fet des de l’altre riba del riu Besòs de matinada encara de nit, es podien veure les llums dels trets.
Hi ha fonts que expliquen que a la 1 de la matinada es comunicava als presos la seva immediata execució; els afusellaven cap a les cinc de la matinada en endavant. Quatre hores només per escriure una carta als seus familiars que no tenien coneixement de la mort fins molt després. En castellà, coneixent  be o no l’idioma, i amb el “Arriba Franco, viva España”. Es conserven cartes, algunes d’elles editades, d’aquests condemnats a mort, dels nostres condemnats a morts.
 
 
Carta escrita per Ceferí Llop a la família moments abans de ser executat







COM EREN ENTERRADES LES PERSONES AFUSELLADES?
Cap d’aquests lluitadors o ciutadans assassinats és considerat víctima del terrorisme de Estat; els seu fills, germans, o nets tampoc. Encara més, moltes d’aquestes famílies van desconèixer i desconeixen el lloc on finalment van ser enterrats o millor dit llençats de qualsevol manera. En el cas dels afusellats del Camp de la Bota eren portats en camions tots apilats en  caixes de plàtans com es fa amb el bestiar, a una antiga cantera (actualment Fossar de la Pedrera), al costat del cementiri de Montjuic, i allà els treballadors del cementiri, prèviament, havien fet un clot i, mitjançant una mena de tobogan, els tiraven dins, i després els tiraven calç viva i terra, de manera que la putrefacció fos tan ràpida com fos possible; als familiars els estava totalment prohibit recollir les seves despulles per enterrar-los dignament, com a persones.
Els seus cossos esgarrinxats pel martiri i la injustícia sofertes sanaven xopant de la pluja que, any rere any, anava caient al Fossar, que posteriorment es va convertir en un dipòsit d’escombraries; s’hi tiraven tota mena de deixalles des del punt més alt de la muntanya, s’hi  criaven rates enormes, serps i tota mena d’insectes, era un lloc totalment abandonat per l’home i si algú es queixava al Departament de Cementiris de l’Ajuntament de Barcelona, aquest responia que no en volien saber-ne res, la resposta era que aquell fossar no pertanyia al Cementiri de Montjuïc, malgrat que era del fossar d’on treien la pedra per edificar els nínxols del cementiri i que també hi enterraven els morts de les famílies que no tenien diners per comprar o llogar un nínxol.
El certificat de defunció de les víctimes, assenyala Carmen Domingo, parla de “hemorràgia interna”. Era una conseqüència, una trampa legal, de la formula establerta des de 1870: al registre civil havia de constar únicament la causa immediata. No eren necessàries ni la causa inicial ni la mediata. Una prova més de les mentides de l’Estat al llarg de la Història de l’Exercit espanyol i l’imperialisme hispànic.
 
 
 
 
 
 
ALGÚ ES VA PREOCUPAR EN UN PRINCIPI PER RECUPERAR LA MEMÒRIA DELS AFUSELLATS I RETRE UN HOMENATGE DIGNE?
 
Sembla que no, almenys institucionalment malgrat la importància històrica del passat d’aquest indret, només una placa  de l’any 1992 recordava la memòria d’aquests afusellats, i aquesta fou retirada en motiu de les obres del Fòrum, que van acabar de tapar-ho tot.
Tot i això, la insistència de l’Artista Francesc Abad per denunciar l’oblit institucional, ha aconseguit que ara una placa i un monument donin testimoni del nefast us d’aquella zona.
Gràcies al projecte multimèdia que podem trobar a www.francescabad.com/campdelabota podrem accedir a una gran tasca de documentació sobre el passat del camp de la bota i consultar fins i tot fotografies, documents o entrevistes amb els familiars dels condemnats.
Aquest projecte obert ens permet fins i tot participar aportant nova informació sobre familiars o coneguts executats en aquell indret. És una iniciativa, sens dubte lloable que mereix el seu reconeixement. 
Aquest projecte obert ens permet fins i tot participar aportant nova informació sobre familiars o coneguts executats en aquell indret. És una iniciativa, sens dubte lloable que mereix el seu reconeixement.
AVUI DIA QUINA ES  LA SITUACIÓ LEGAL EN RELACIÓ ALS CRIMS D’ESTAT?
Actualment la llei de la Memòria històrica no ha anul·lat els judicis franquistes, tampoc s’ha fet justícia, jutjant els responsables criminals (recordem la Llei d’amnistia) i tampoc s’ha reparat les víctimes i els seus familiars.
La Mesa de Catalunya d’Entitats Memorialistes (http://mesadecatalunya.blogspot.com) ha reclamat un cop més que es restableixi la memòria de les víctimes del franquisme i la Transició. El col·lectiu ja fa tres anys que es reuneix el darrer dissabte de cada mes, apel·lant al sentit democràtic i, com diu el lema, “Veritat, justícia i reparació”
 
(cartell amb la foto: 19 de juliol de 1936, la insurrecció feixista va ser aturada pel poble)
 

REIVINDIQUEM LES PERSONES QUE VAN SER ASSASSINADES PER LA BARBÀRIE DE L’ESTAT FEIXISTA DE FRANCO I L’EXERCIT ESPANYOL, I ALHORA EXIGIM LA NUL.LITAT TOTAL D’AQUESTS JUDICIS, I LA CORRESPONENT REPARACIÓ.
NOSALTRES DES D’AQUÍ VOLEM RETRE HOMENATGE TAMBÉ A TOTES LES VÍCTIMES DEL FRANQUISME E INSTAR A CONTINUAR DENUNCIANT ELS CASOS QUE PUGUEU CONÈIXER A TRAVÉS DE LA VOSTRA FAMÍLIA. ELS MORTS NO ES PODEN QUEDAR ALS VORALS  DE LES CARRETERES.
 
 
UNA SALUTACIÓ FRATERNAL
 

Les fosses del silenci 1

ORÍGENS DEL CAMP DE LA BOTA

El diumenge 19 de juliol de 1936, la sublevació militar en contra de la legalitat republicana va fracassar a Barcelona. Amb l’esclat de la Guerra Civil, quaranta quatre dels militars implicats en el cop d’Estat, foren jutjats i afusellats al Camp de la Bota entre el 4 de setembre i el 8 d’octubre de 1936.
El 26 de gener de 1939, Barcelona queia en mans de l’exèrcit rebel, i el dia 9 de febrer, les tropes franquistes arribaven a la frontera amb França. Cinc dies després, el 14 de febrer de 1939, les autoritats franquistes iniciaven les execucions al Camp de la Bota, les quals no finalitzarien fins passats tretze anys d’acabada la guerra, el 14 de març de 1952.
Actualment, es té coneixement de 1.717 persones executades –11 de les quals eren dones– a la ciutat de Barcelona en aquells anys. 23 moriren pel sistema de garrot vil a la presó Model, 8 foren afusellades als fossars de Montjuïc i la resta al Camp de la Bota.



ORÍGENS DEL CAMP DE LA BOTA



   Fa segles el Camp de la Bota era un espai de ningú, un ampli camp despoblat entre Sant Martí de Provençals (Barcelona) i Sant Adrià de Besòs, on normalment anava gent de la zona a pescar. El límit entre els dos municipis venia marcat pel traçat de la sèquia Madriguera.
 Cal indicar que en les rodalies de la Ciutadella es feien pràctiques d’artilleria durant el segle XVIII. A mitjan segle XIX es van instal•lar diverses fàbriques i habitatges, un fet que va provocar la marxa dels artillers en direcció a llevant.
Els francesos durant l’ocupació napoleònica van instal·lar un camp de practiques de tir, la paraula butte en francès vol dir turó o promontori (en relació al pendent de sorra o parapet que es va construir) i d’aquí es probable l’origen del nom Camp de la Bota. Aquest paratge aïllat i lluny de la ciutat era idoni per aquest fi.
Cap el 1858 aquest terreny costaner comptava ja  amb una caserna militar com escola de pràctica d’artilleria i amb un mur o parapet amb fonaments ja de 1714 que inicialment tenia la funció de possibilitar les practiques de tir. La caserna coneguda com “El castell de les Quatre Torres” havia estat construïda per ordre de Juan Zapatero, Capità General de Catalunya, el qual no tenia molt bona premsa, batejat “el Tigre de Catalunya” quan fou Governador militar, per la seva fama d’home cruel, simplista i arbitrari en les seves actuacions repressives contra el poble. Actualment aquesta caserna ocuparia el que és avui l’edifici del Fòrum.




Molt a prop, a la part de Barcelona abans de la Riera d’Horta (actualment Rambla Prim) hi havia l’assentament originari de barraques, el barri Pekin, on es They lived in extremely poor conditions in the Camp de la Bota where the Forum is sited today .vivia en condicions d’extrema pobresa. Deu el seu nom per que cap a l’any 1870 varen instal•lar-se famílies xineses que eren pescadors immigrants potser fugint de les guerres de l’Opi, i l’agitació a les Filipines. Aquests sent assimilats per la gent de Barcelona van donar nom al barri. El barri amb motiu de l’Exposició Universal de 1888 va atreure treballadors nouvinguts així com famílies desplaçades del barri de la Barceloneta. 
 Entrat al segle XX, cap allà els anys 20 el litoral fou arrasat per un temporal, però abans del 1929, l’Exposició Internacional estava en marxa  i la necessitat de ma d’obra va atreure novament treballadors de la Península, la major part d’Andalusia que es van instal·lar al voltant del Castell, malgrat ser un lloc despoblat i a la vora del mar.
On hi havia el Parapet, a tocar de la riba de la platja, es on ara es troba el Port Fòrum-Sant Adrià i la Ronda Litoral. Fins i tot el litoral es troba a més de cinquanta metres d’on estava als anys quaranta.


SALUT I BON VIATGE




EL CONFLICTO DEL TAXI OBLIGA AL CONSISTORIO A REDOBLAR LOS CONTROLES EN EL AEROPUERTO

La Policía Local exige documentos a los conductores a la salida de la terminal de San Pablo tras las agresiones de la semana pasada y detecta conductores que circulan sin la documentación en regla.

El Ayuntamiento de Sevilla está incrementando los controles policiales a los taxis en el aeropuerto de San Pablo, después del conflicto generado en este sector a raíz de los ataques a varios vehículos ocurridos la semana pasada. La Policía Local no ha incrementado su número de agentes en la terminal, pero los que trabajan en ella sí están parando desde hace unos días a los taxis que salen de la terminal de vuelta a la ciudad y les están pidiendo la documentación. Ayer incluso los agentes multaron a uno de los conductores por no llevar la documentación en regla.

Fuentes municipales explicaron ayer a este periódico que el Ayuntamiento ha ordenado que se extremen los controles para evitar nuevas agresiones, si bien estas fuentes no precisaron el número de intervenciones que la Policía ha realizado en los últimos días. Las tensiones entre los taxistas en el aeropuerto de San Pablo, latentes desde hace años, se incrementaron la pasada semana, cuando al menos tres conductores que habían ido a recoger a unos clientes se encontraron sus coches con las ruedas pinchadas. Los profesionales afectados se consideran víctimas de un boicot ejercido por los taxistas que prestan servicio habitualmente en el aeropuerto y la asociación mayoritaria entre ellos, Solidaridad del Taxi.

A este clima de tensión se une el hecho de que el Ayuntamiento haya detectado a una serie de taxistas que trabajan sin haber renovado el permiso necesario para ello. Así lo expone el delegado de Movilidad y Seguridad, Demetrio Cabello, en una carta dirigida a todos los titulares de una licencia de taxi de Sevilla. Mediante esta misiva, a la que ha tenido acceso este periódico, el concejal responde a las críticas del presidente de Solidaridad, Enrique Filgueras, acerca de los “supuestos retrasos en las gestiones de permisos y documentación que provocan malestar entre los profesionales”.

Cabello recuerda en esta carta que hasta el 30 de abril se han expedido 460 permisos, que sustituyen a la antigua cartilla de cartulina. “Además de la foto y los datos del titular, [los nuevos permisos] incluyen la matrícula del vehículo, son más resistentes al deterioro y más difíciles de alterar. Sin embargo, hay titulares de licencia circulando con el permiso caducado”, reconoce el delegado. Precisamente uno de los taxistas que fue multado el año pasado por circular sin la tarjeta de transporte fue el presidente de Solidaridad del Taxi, Enrique Filgueras, quien tuvo que afrontar una sanción de 1.500 euros impuesta por la Consejería de Obras Públicas y Transportes de la Junta.

El edil de Movilidad niega que existan restrasos en la tramitación de documentos y defiende la gestión realizada desde la llegada del PP al gobierno municipal, que visa una media de 193 licencias al mes. “No sólo no existen retrasos sino que hemos mantenido la media mensual con una persona de baja por enfermedad”.

El concejal apunta que el Ayuntamiento está elaborando el borrador de una ordenanza “para dignificar la profesión de taxista” con la Federación Andaluza de Municipios y Provincias y recuerda que hay una unidad de la Policía Local que está encargada específicamente del problema del intrusismo, que tanto han denunciado los conductores del aeropuerto. También explica la ausencia del director del Instituto del Taxi, “que no se llegó a nombrar al no crearse el puesto en la plantilla durante 2011″.

Por su parte, la asociación Solidaridad del Taxi buscó ayer apoyos entre los profesionales del sector celebrando una asamblea en la estación de Santa Justa y pidiendo unión al gremio. Este periódico intentó contactar con los responsables de esta entidad sin éxito. Fuentes del sector explicaron que la asamblea de Solidaridad contó con algo más de un centenar de vehículos pero la mayoría de ellos eran socios y muy pocos ajenos a esta entidad. De la plataforma de taxistas que rinde en Santa Justa participaron apenas una decena de profesionales./Diario d Sevilla.

SALUT Y BUEN VIAJE.