LA ÚNICA TAXISTA DE MOTRIL, EN HUELGA DE HAMBRE POR EL”TRATO DESIGUAL” DEL AYUNTAMIENTO

María Soledad Bueno tiene licencia para trabajar en Carchuna-Calahonda, pero pide poder hacer carreras en todo Motril.

Afirma que sus compañeros sí pueden trabajar en su anejo, pero ella no puedo hacerlo en el resto del municipio.

Denuncia el “constante acoso” por parte del Consistorio y anuncia que la huelga de hambre será “indefinida”.

La única taxista mujer de Motril (Granada) ha comenzado una huelga de hambre por el “trato desigual” que considera que está recibiendo por parte de sus compañeros y el Ayuntamiento, al no permitirle, según ha mantenido, que preste sus servicios desde fuera del término del anejo de Carchuna-Calahonda.

Así lo ha explicado a Europa Press María Soledad Bueno, quien tiene licencia para operar con su taxi en este anejo de Motril, tras remitir un comunicado a los medios en el que ha explicado que sufre un “constante acoso” por parte del Ayuntamiento, estando su actividad en una “situación irregular” que la “margina” y “obliga, no por ley, sino por la coacción recibida, a prestar un servicio que no da dinero para vivir”.

María Soledad pide poder trabajar fuera de Carchuna-CalahondaBueno ha iniciado su huelga de hambre este martes a las 11.00 horas, a las puertas del Ayuntamiento de Motril y ha agregado que sus compañeros sí pueden desarrollar su trabajo en el término de la entidad local autónoma de Carchuna-Calahonda, pero ella no en el resto de Motril. Ello le ha supuesto denuncias de la Policía Local, que, a su entender, no la puede denunciar “por trabajar” en su municipio.

“Después de solicitar reiteradas veces un trato de igualdad como taxista número 27 de Motril, se me ha denegado de malas maneras, o directamente se me ha dicho literalmente que eso es lo que hay, sin recibir ni una muestra real de interés en solucionar mi problema”, ha explicado la taxista, quien considera que tiene “los mismos derechos” que sus compañeros a trabajar en toda la ciudad, y que la cuestión se podría solucionar “en veinte minutos” si hubiera voluntad por parte del Consistorio.

“Comienzo una huelga de hambre, indefinida, hasta que el Ayuntamiento solucione la situación, dejándome trabajar dignamente y en las mismas condiciones que mis compañeros”, concluye el comunicado./20 minutos

SALUT Y BUEN VIAJE